huesca

Más críticas a la gestión municipal de las fiestas de San Lorenzo

El PAR se suma a las quejas sobre la organización de las próximas fiestas laurentinas 

Recinto ferial y Palacio de Congresos
Los conciertos dejan el recinto ferial y se trasladan al Palacio de Congresos

El Comité municipal de Huesca del Partido Aragonés (PAR) considera negativa la gestión del ayuntamiento para los principales espectáculos musicales y de animación nocturna en las fiestas de San Lorenzo y advierte de las consecuencias que las restricciones de horario y aforo pueden suponer. La determinación municipal de trasladar el recinto musical de las noches laurentinas al interior del palacio de congresos reduce el aforo a la mitad y además, anticipa su cierre.

Según esta formación política, "ya se produjo una mala decisión en la convocatoria con presupuesto rebajado del fallido concurso para que una empresa se hiciera cargo de la programación, a la que no hubo nadie que concurriera. Ahora, la gestión directa del ayuntamiento cambia el formato, suprime el recinto con carpa que era uno de los apartados costosos del pliego, sin el que podría haber participado alguna empresa, y también genera restricciones de capacidad y horario, cuyas consecuencias potenciales pueden ser perjudiciales. Por un lado, en caso de actuaciones llamativas la capacidad puede ser escasa. Por otro, la juventud prolonga las noches festivas al menos hasta la cita con los Danzantes del día 10 o hasta la suelta de vaquillas en otras jornadas. Sin embargo, a las cinco de la madrugada y con varias horas por delante, el palacio de congresos echará el cierre".

El comité del Partido Aragonés atiende al calendario de las próximas fiestas y señala al menos cuatro noches de gran afluencia a la ciudad: 9 de agosto inicio del ciclo, 10 que coincide en viernes, el sábado 11 así como el 14, víspera de festivo en toda España. "No se trata solamente de que los espectáculos sean de calidad, aspecto que ya se verá, sino que el programa contemple en acogida y horarios, la demanda que se espera", precisa el PAR.

Para los aragonesistas, "la labor del ayuntamiento en cuanto a las fiestas de San Lorenzo ha sido ejemplo de improvisación, entre otras circunstancias, cuando el año pasado se situó a última hora a parte de las peñas en el paseo Ramón y Cajal, desplazando a los puestos de venta en la calle, o hace unos meses se tuvo que recurrir a una adjudicación apresurada y por un año de la feria taurina que, superado 2018 gracias al empuje de la nueva empresa, deja pendiente el porvenir de este apartado festivo. La intención, según el acuerdo de investidura, de no promover la figura de las mairalesas o suprimir las corridas de toros fue más que un plan, todo un augurio".

El comité oscense del Partido Aragonés entiende que las fiestas de San Lorenzo son un elemento de promoción y proyección, además de orgullo, muy importante para la ciudad "que merecen responsabilidad y previsión. Su distinción como fiestas de interés turístico nacional, la función social y económica que ejercen, el impulso al reconocimiento propio y autoestima en torno a tradiciones locales… requieren su concreción en medidas y en un programa completo que haga honor a esa trascendencia que supera la simple diversión".

Comentarios