HUESCA

Nuevas alegaciones para preservar la integridad del Seminario

El Colectivo Ciudadano responde a las resoluciones de la Dirección General de Patrimonio subrayando la importancia de una protección integral

Seminario de Huesca
Seminario de Huesca

El Colectivo Ciudadano de Huesca subraya en sus alegaciones que el antiguo Seminario Conciliar requiere de un plan director o planeamiento especial que considere la protección del conjunto y valore posibles usos en el marco de una rehabilitación integral. Lamenta el Colectivo “la negligente actuación de la Universidad y del Ayuntamiento durante los casi 20 años que el inmueble es propiedad municipal así como la inacción del Gobierno de Aragón en su deber de
garante de la conservación del patrimonio, haya propiciado un estado de cosas que pretenda justificar la adopción de medidas proteccionistas parciales y de escaso relieve urbanístico y social”.

Cabe señalar por último, que en el proceso que se sigue para preservar el Seminario también se ha personado el Ayuntamiento de Huesca, si bien esgrimiendo interesados criterios que devalúan el interés de la edificación, restan importancia a la propia historia del conjunto y niegan la relevancia de los hallazgos arqueológicos, aspectos que, “afortunadamente”, dice el Colectivo, no
han sido considerados en las resoluciones dictadas por la Dirección General de Patrimonio.

Dentro del período de audiencia abierto por la Dirección General de Patrimonio
respecto al procedimiento incoado al edificio del antiguo Seminario, el Colectivo
Ciudadano de Huesca ha presentado alegaciones a las tres resoluciones del director
general relativas a la protección de la iglesia de la Santa Cruz, fachadas exteriores
e interiores del inmueble y arqueología del conjunto. El Colectivo busca de este
modo la ampliación de la protección patrimonial dictada en fechas recientes y la
preservación de todo el edificio dado su innegable valor histórico, urbanístico y
cultural para la ciudad.

Llama la atención, a juicio de los integrantes del Colectivo Ciudadano, el hecho
de que Patrimonio declare Bien de Interés Cultural en la categoría de monumento a
la iglesia de la Santa Cruz, la más antigua de la ciudad, pero no otorgue ninguna
figura de salvaguarda al entorno del edificio, ni siquiera al inmediato que, de
acuerdo con la ley de Patrimonio Cultural, debería quedar afectado.

Asimismo, aun considerando positiva la declaración como bienes catalogados del patrimonio aragonés las fachadas aledañas a la plaza de la Universidad, General Alsina y las relativas al segundo patio interior porticado, no parece pertinente que los edificios
que las sustentan queden fuera del marco de protección. Así las cosas, se reclama
la consideración de bien catalogado para todo el conjunto por su valor intrínseco,
con relevancia irrefutable en el ámbito del espacio urbano del casco antiguo de
Huesca.

Celebra el Colectivo Ciudadano los resultados de las catas arqueológicas
realizadas en el subsuelo, para el que ya se había iniciado procedimiento para la
declaración como zona de prevención arqueológica, pero que a la vista de los
hallazgos habidos en casi una veintena de sondeos, revelan la existencia de un
yacimiento arqueológico de primera magnitud en la práctica totalidad de la
superficie que ocupa el Seminario. Las catas realizadas, de acuerdo con los
informes técnicos, han venido a confirmar la “altísima potencialidad arqueológica”
de la que se tenía noticia por los estudios materializados en el entorno, pero los
hallazgos en los puntos excavados en el solar han aportado restos que conforman
“un rico y extenso patrimonio que permite comprobar la ocupación humana desde
época romana a época moderna con restos de la época andalusí y cristiana.

El solar del Seminario, concluye el informe, “es uno de los puntos más
importantes de la antigua ciudad ibera, romana, islámica y cristiana de Huesca”.
Con todo, y aun cuando los hallazgos descritos por los expertos determinan que
cualquier intervención en el área del Seminario deberá atenerse al estricto control
de Patrimonio, realizando actuaciones arqueológicas muy precisas que preserven
los restos encontrados, el Colectivo Ciudadano solicita igualmente que la
declaración de zona de prevención arqueológica sirva para ampliar el contenido de
los estudios a un exhaustivo trabajo de arqueología vertical. La información que
aportan los elementos constructivos, el análisis de materiales, las etapas de
crecimiento del conjunto, resultan datos en extremo relevantes para el
conocimiento de la propia historia local, máxime a tenor de la documentación
acumulada a través de las excavaciones en el subsuelo.

Comentarios