huesca

Un informe de la archivera municipal recomienda no quitar la placa franquista del Ayuntamiento

Con Huesca solicita la retirada de un elemento que incumple la ley de memoria democrática

placa Franco Ayuntamiento Huesca
Placa situada en el hall de entrada del palacio consistorial

Un informe de la archivera municipal del Ayuntamiento de Huesca, solicitado por Alcaldía, defiende la no retirada de la placa franquista ubicada en el patio de la Casa Consistorial. Un lugar que diariamente visitan numerosos turistas, que suelen fotografiar a los Gigantes y Cabezudos, las armaduras decorativas y el busto del Justicia de Aragón, Don Juan de Lanuza, y cuyo paisaje de fondo corresponde a dicha placa.

La ley de memoria democrática indica que "se considera contraria a la memoria democrática de Aragón y a la dignidad de las víctimas la exhibición pública de elementos o menciones realizados en conmemoración, exaltación o enaltecimiento individual o colectivo del golpe de Estado de 1936 y del franquismo, de sus dirigentes o de las organizaciones que sustentaron al régimen dictatorial, tales como placas, escudos, insignias, inscripciones, anagramas y otros elementos sobre edificios públicos o situados en la vía pública".

El informe asegura que, en el texto de la placa, "no se produce ningún enaltecimiento gratuito, ni se incluyen los vítores, ni las imágenes de yugos, flechas o escudos tan frecuentes en la época […] La lápida es un documento epigráfico que data e informa sobre una actuación realizada en un inmueble. Es inseparable de él y no tiene sentido separada del mismo", pese a incluir el agradecimiento explícito a "su Excelencia el Caudillo, Francisco Franco, el Generalísimo".

"¿Qué pensará un ex preso político del franquismo al visitar nuestra ciudad y toparse con la placa? Sorprende la resistencia con la que el alcalde socialista Luis Felipe protege un vestigio franquista, que prometió retirar en el anterior mandato. Luis Felipe parece querer retroceder en la democratización del espacio público", sentencia el concejal Óscar Sipán.

Desde Con Huesca Podemos Equo entienden que se están incumpliendo las leyes en esta materia aprobadas respectivamente por el Parlamento en 2007, durante el gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero, y las Cortes de Aragón en 2018, y por eso piden, de forma inmediata, la retirada de dicha placa.

Comentarios