Más de dos horas de cola en Huesca para comprar la máquina que imita a la Thermomix

El establecimiento de Lidl en Huesca, que abre sus puertas a las 9:00 horas, presentaba una larga fila desde antes de las siete de la mañana

Colas en Lidl
Los clientes esperando a las puertas del establecimiento

Lidl lo había anunicado: el sábado 28 de noviembre, a pesar de la denuncia de Thermomix por plagio, sacaría su robot de cocina a la venta de nuevo por un precio de 359 euros.

El anuncio ha hecho que más de 100 personas se congregaran este sábado a las puertas del supermercado desde las 6:30 de la mañana.

La mayoría de los clientes se han quedado sin el ansiado robot, ya que en cinco minutos se agotaba el stock del que disponía el establecimiento.

Alegría entre los que podían adquirirlo y malestar entre los que llegaban tarde, además de protestas por la falta de información del supermercado. Algunos clientes que guardaban una hora de cola no podían comprar el robot y se quejaban porque la cadena alemana no había informado previamente del número de máquinas disponibles en Huesca.

Lidl Huesca tampoco ha querido facilitar ese dato a Radio Huesca, a pesar de haberlo solicitado.

El robot de cocina de Lidl se ha hecho más preciado desde que la casa Thermomix denunció a Lidl por plagio, al considerar que los supermercados alemanes habían copiado su robot, el cual presenta un precio muy superior, 1.200 euros.

El funcionamiento de una y otra máquina, en realidad, es muy sencillo. Se trata de una batidora de alta potencia a la que se le puede aplicar calor, aunque en los últimos modelos se le han añadido funciones nuevas como peso digital o conexión wifi.

Hay quien las ama, pero hay quien entiende que una y otra tienen precios desorbitados que no justifican ni su tecnología ni su funcionalidad posterior. Para gustos...

Comentarios