Huesca sigue siendo una de las ciudades con menor índice de delitos

Huesca continúa siendo una de las ciudades españolas con menor índice de delincuencia del país. Según los datos aportados por el Cuerpo Nacional de Policía correspondientes al período de enero a agosto del pasado 2003, en la capital oscense se pusieron a disposición judicial un total de 200 detenidos. De Aragón, Zaragoza, la ciudad más poblada, sigue siendo también la que más número de detenciones registró con un total de 2.926 lo que representa el 90% de las detenciones de la comunidad.

Por otra parte, en Huesca se instruyeron diligencias por un total de 1.668 infracciones penales, lo que supone, a pesar de situarse como una de las ciudades más seguras de España, un aumento del número del 11,72% respecto al año anterior. Por cierto, el mismo incremento que sufrió la localidad de Jaca en 2003.

Otra ciudad aragonesa, Teruel se sitúa como la ciudad más segura de España con tan sólo 66 detenciones, y 374 casos en los que se instruyeron diligencias. Además, la capital turolense incluso ha conseguido reducir su índice de actividad delictiva respecto al 2002 en un 21´92% menos.

En el conjunto de la comunidad autónoma, desde enero a agosto del 2003, la Policía puso a disposición judicial en Aragón a 2.926 detenidos, 17 más que el año anterior. En Zaragoza y Calatayud el índice de criminalidad descendió un 1,15%.

Según estos datos, que reflejan los hechos delictivos conocidos en los distritos policiales de las tres capitales aragonesas, además de Calatayud y Jaca, desde enero a agosto del año pasado se registraron 22.827 infracciones penales, 95 por día, una cifra ligeramente inferior a la de ese periodo en el 2002, 22.998.

Uno de los hecho más negativos fue el mantenimiento de un alto número de delitos contra las personas, tras el incremento que experimentó este apartado en los últimos años. Se denunciaron 336, nueve menos que en el 2002, con fuertes incrementos en los ataques contra la libertad sexual, aumentó un 8,74%, y las lesiones, 7,87% más. La cifra de homicidios se mantuvo igual que el año anterior, un total de 10, y bajaron el resto de delitos contra la integridad física de las personas, un 26.67% menos.

Comentarios