Dolor y condena en el Ayuntamiento de Huesca ante el atentado de Madrid

2004031111 concentracion ayto.jpg

Dolor, consternación, rabia y condena. Estos han sido los cuatro calificativos, las cuatro palabras clave lanzadas desde las distintas fuerzas municipales en esta jornada ante el brutal atentado ocurrido en Madrid. El Ayuntamiento de Huesca ha querido sumarse al dolor de los familiares de las víctimas, y mostrar su rechazo con un acto ante la entrada del consistorio, algo más de un minuto de silencio a las 12 del mediodía al que asistían las distintas autoridades del Ayuntamiento, el presidente de la Diputación Provincial de Huesca, así como cerca de un centenar de ciudadanos que se sumaban improvisadamente a este primer acto de condena.

Desde el consistorio oscense, el alcalde de la ciudad, Fernando Elboj, declaraba su total repulsa a este brutal atentado, y confirmaba que Huesca se sumará a la concentración convocada por el Gobierno Central para este viernes a las siete de la tarde, que discurrirá desde la Plaza de Navarra, hasta el monumento a la Paz en la Avenida del mismo nombre. Además, se ha decidido que una hora antes, a las 6, el consistorio celebre un pleno extraordinario para tomar decisiones y condenar este terrible suceso.

Elboj ha querido mandar un mensaje de esperanza a la ciudadanía y asegura que este atentado va a marcar un antes y un después en la lucha antiterrorista, en la que, asegura, ya no caben pretextos ni planes ibarretxes.

Por su parte, los portavoces de las distintas fuerzas políticas se han querido sumar al rechazo por el atentado. El Partido Popular ha mostrado el respaldo de su partido a las Fuerzas de Seguridad, y ha recalcado su apoyo al Estado de Derecho y a la Constitución.

Desde el Partido Aragonés, su portavoz Fernando Lafuente, ha asegurado no entender este tipo de asesinatos, y ha incidido en la idea de acabar, textualmente, con las reuniones y contemplaciones a estos asesinos.

El portavoz de Chunta Aragonesista, Miguel Solana, ha mostrado su apoyo a los familiares de las víctimas, y ha recalcado que la única vía posible de solución es la vía democrática, el diálogo y la palabra.

Comentarios