Cartas al director: Sede de Monegros, no hay marcha atrás

José Antonio Martínez Val.

Los medios de comunicación reflejan fielmente el acuerdo alcanzado en el Ayuntamiento de Sariñena en su sesión plenaria del lunes día 16. Los grupos del PSOE, PAR y CHA consiguen desbloquear el asunto de la Sede definitiva de la Comarca. Por fin una iniciativa de la oposición es aprobada y, después de varios intentos, la Comarca de Monegros podrá ubicar su sede definitiva en la que es, sin ninguna duda, su capital político-administrativa.

Con este acuerdo unánime se ponen sobre la mesa cuatro posibles ubicaciones en edificios de titularidad municipal, que deberán ser estudiados en un ambiente de colaboración, al objeto de elegir aquel que mejor se adecue a las necesidades de los servicios a instalar.

Ya no hay marcha atrás, no debe haberla, ni puede haberla si se cumple el acuerdo alcanzado el lunes, pues al final los grupos del gobierno municipal hicieron también suya la propuesta y se aprobó con rango institucional. Demasiado tiempo perdido, demasiadas sinrazones y no menos torpezas políticas inspiradas en el empecinamiento y la confrontación han tenido a Sariñena en el ojo del huracán político de Aragón.

¿Qué ha cambiado en el entorno municipal sariñenense para que la mayoría absoluta gobernante, antes enrocada, ahora ceda? Pues algo elemental, la opinión pública, los ciudadanos no resisten más esa situación de aislamiento a que nos ha condenado el PP y sus socios de gobierno. Esa situación calamitosa que coloca a Sariñena en su momento más triste y crítico de toda la historia democrática no puede sostenerse durante más tiempo y al final el sentido común acaba por imponerse, digo imponerse frente a quienes deberían hacer de ese sentido su constante en la acción de gobierno.

Retirar el contencioso contra la Comarca y retirar la esperpéntica pancarta fueron dos compromisos añadidos en el acuerdo de lunes. El primero no sabemos si se ha producido, el segundo, tres días después, sigue incumpliéndose.

Aquí no caben interpretaciones, los periodistas y muchos sariñenenses presentes en ese Pleno así lo vimos, así lo oímos y así lo entendimos. La moción del PSOE, PAR y CHA se asumió como institucional, aprobada por asentimiento de todos los grupos y, salvo que se produzca un ?golpe de mano? de algún miembro del gobierno, que vulnere la voluntad unánime y democrática, cada día que pasa la pancarta en el balcón son 24 razones, de una hora de duración, que restan credibilidad al Alcalde, que menoscaban su principio de autoridad y aún peor, serán una burla a los sariñenenses.

Comentarios