Éxito de feriantes y público en la Feria de la Candelera

2004020202 Feria Candelera'04.jpg

Un año más la Feria de la Candelera ha sabido atrapar a los barbastrenses y a todos los visitantes que se han acercado este lunes hasta la ciudad del Vero. Las calles han mostrado una imagen nada habitual en un lunes ya que todo el centro de la ciudad ha sido ?tomado? por los feriantes. Más de 250 puestos que, junto con las candelas y las caretas, han sido los grandes protagonistas de la jornada.

Caretas y candelas. Ellas son las más codiciadas en esta feria de la Candelera. Eso sí, debían estar bendecidas. De ello se ha ocupado el Grupo Tradiciones que, acompañado de representantes del Ayuntamiento, han llevado las candelas a la catedral para que el párroco Don Antonio las bendijera. Una vez bendecidas, se han repartido junto con las caretas desde el stand del consistorio local. En total, 8.000 candelas y 4.000 caretas que los barbastrenses les han quitan de las manos.

Se ha podido encontrar un poco de todo en los más de 250 puestos que se han repartido por las calles de la ciudad. Ropa, juguetes, complementos... Pero sobretodo productos típicos de diferentes puntos de la geografía española. Alubias de La Bañeza, cecina de León, chorizo de Extremadura... y, por supuesto, lo de Aragón. Pan, torta, quesos, chorizo, longaniza...

Un día importante no sólo para los comerciantes sino también para el comercio de la ciudad. Barbastro Comercio Activo vive la Feria de la Candelera desde la calle con una carpa en la que se han repartido chocolate, palomitas y tostadas con aceite del Somontano. El responsable de la mesa dinamizadora, Ángel Anoro, se muestra muy satisfecho con el desarrollo de la feria y asegura que lo importante es que el comercio tenga cada vez más presencia en esta fiesta.

Pero no todo el comercio ha vivido igual esta feria. Mientras algunas tiendas hacían el agosto gracias a las rebajas, otras, como es el caso de Elda, que tiene una negocio de decoración, comentaba a Radio Huesca Digital que podía ?echar la persiana e irse a ver la feria?.

Cientos de personas han inundado las calles de la ciudad mirando y también comprando. Los feriantes se sienten, en general, satisfechos porque la gente mira, pregunta pero también compra.

Pero quien más ha disfrutado de esta feria son los jóvenes. Al ser jornada no lectiva han podido pasear por los diferentes puestos y disfrutar de la fiesta.

Algunos incluso han aprovechado la jornada para sacar un poco de dinero que les ayude a costear los gastos del viaje de estudios. Es el caso de los alumnos de los centros Martínez Vargas, Escolapios o La Merded.

No ha faltado a la cita Vilas de Graus, el feriante más antiguo, que año tras año y durante cuatro generaciones baja a Barbastro para ofrecer sus productos: bastones, aperos, ferretería...

Comentarios