La suerte pasa de largo en Barbastro

2003122222 loteria barbastro.jpg

Este año tampoco ha podido ser. Barbastro ha acariciado este lunes la suerte pero finalmente ha pasado de largo. La Unión Deportiva Barbastro ha vendido 24.000 euros del 18.962, el número anterior de uno de los cuartos premios. Una vez más, en la ciudad del Vero se repite eso de ?lo importante es tener salud?.

Los vecinos del Somontano confiaban un año más en que este tradicional sorteo dejase algunos miles de euros en la comarca, sin embargo habrá que esperar hasta el sorteo del Niño, el 5 de enero, porque en esta ocasión ninguno de los grandes premios ha caído en esta zona.

La anécdota de la jornada la ha protagonizado la Unión Deportiva Barbastro. El club ha vendido 2.400 euros del número 18.962. Uno de los cuartos premios, el más madrugador del sorteo extraordinario de la lotería de Navidad, ha sido el 18.963. Emoción al oír el número y gran decepción al darse cuenta de que tan sólo las unidades diferenciaban esa cifra de los boletos que los aficionados barbastrenses tenían entre sus manos. Su presidente, Joaquín Torres, se muestra decepcionado porque hubiese sido un premio muy repartido ya que las participaciones del club, de seis euros, se han vendido en el campo, en bares...

A pesar de que la suerte no ha acompañado esta mañana, el club barbastrense tiene el consuelo de irse de vacaciones con la victoria del domingo ante el Zuera.

Según la propietaria de la administración número 1 de Barbastro, Elena Fernández de Vega, los barbastrenses se habían empeñado este año en que el gordo cayese en 0 ó 7, pero a pesar de ser las terminaciones más solicitadas, el gran premio finalmente ha terminado en 3. La responsable de la administración señala que la mañana se ha vivido con mucha emoción. A pesar de no haber repartido ninguno de los grandes premios, sí hay algunas pedreas.

Ya que la suerte no nos ha acompañado en lo económico en este día de alegrías para unos cuantos, nos quedaremos con eso de que lo más importante es que no falte la salud. Y volveremos a cruzar los dedos el 5 de enero, a ver si el Niño es más generoso con la ciudad del Vero.

Comentarios