Convenio para la tecnificación en montañismo

2003122422 cai montaña.jpg

Aragón reúne unas condiciones especialmente idóneas para la práctica de los deportes de montaña dado lo abrupto de su orografía y la adecuada dotación de infraestructuras complementarias para la práctica del montañismo (rocódromos, refugios...). Cuenta, además, con un tejido social de practicantes bien estructurado a través de los clubes de montañismo, encuadrados todos ellos en la Federación Aragonesa de Montañismo.

La práctica del montañismo en las últimas décadas ha ido evolucionando; incluso sin perder su importante cariz de romanticismo en plena conjunción con el disfrute de un medio natural especialmente variado y hermoso, se han ido incorporando como en cualquier otro deporte los aspectos genuinamente técnicos y científicos para propiciar una mejora del rendimiento deportivo, y un entrenamiento específico de las aptitudes y cualidades físicas para adaptarse a las exigencias que nuestro deporte entraña, así como para mejorar en la seguridad de sus prácticas.

La actual estructura del deporte en España contempla la Tecnificación como esa etapa anterior al alto nivel que fundamentalmente corresponde a las Comunidades Autónomas con sus correspondientes federaciones autonómicas. Las líneas de actuación incluyen la detección de promesas deportivas y su perfeccionamiento técnico en el ámbito territorial autonómico, en sus primeras etapas, atendiendo tanto a la especialización deportiva como a la formación docente y humana. La herramienta principal para ello son los llamados Centros de Tecnificación Deportiva.

OBJETIVOS DEL CONVENIO CAI-FAM

El acuerdo de colaboración que han alcanzado la CAI y la FAM pretende dotar de medios económicos suficientes a los programas llevados a cabo desde los Centros de Tecnificación Deportiva del montañismo aragonés y contribuir a la dinamización y potenciación de los equipos de competición de la federación Aragonesa. Para ello, la Obra Social y Cultural de Caja Inmaculada aportará durante los tres próximos cursos un total de 108.000 euros.

Los Centros de Tecnificación de la FAM son:

Centro de Tecnificación de Esquí de Montaña de Aragón.

Centro de Tecnificación de Escalada Deportiva de Aragón.

Centro de Tecnificación de Alpinismo de Aragón.

Los Equipos de Competición corresponden a las modalidades de:

Escalada Deportiva .

Esquí de Montaña.

Objetivos:

Dar respuesta a las necesidades deportivas actuales del Montañismo donde la competición ha adquirido un papel importante.

Favorecer y facilitar la formación deportiva de máximo nivel para aquellos jóvenes con posibilidades de incorporarse a los equipos autonómicos en un primer tiempo y con la debida progresión a los equipos y selecciones nacionales.

Propiciar el conocimiento con deportistas de otras comunidades autónomas y de otros países para contrastar métodos de entrenamiento, comparar niveles deportivos, participar en concentraciones y competiciones inter-territoriales, etc.

Conseguir un mayor respaldo institucional y social que propicie que el montañismo de competición y la metodología de formación continua puedan llegar a todos los segmentos sociales, contemplando el aprendizaje de los deportes de montaña como una herramienta especialmente útil para la formación integral de los jóvenes.

Asegurar una base de deportistas con formación técnica específica y con posibilidad de reconducir los aprendizajes erróneos, para alcanzar los niveles de rendimiento deportivo que permitan que puedan incorporarse en el futuro a los equipos de competición, tanto autonómicos como estatales.

Contribuir a la proyección exterior del Montañismo aragonés, ayudando a sensibilizar a los practicantes en las exigencias técnicas y de seguridad que nuestro deporte requiere.

Fomentar entre el público infantil y adulto el deporte relacionado con la montaña y la difusión de la Naturaleza.

CONCLUSIONES

El montañismo es un deporte consustancial a Aragón. En un territorio de montañas su práctica y su desarrollo contribuyen a potenciar la proyección de nuestra comunidad.

Poder llegar a conseguir deportistas mejor formados y con un bagaje técnico importante que les permita afianzarse como líderes en las diferentes modalidades a nivel nacional e internacional exige un trabajo importante de varios años y un esfuerzo económico relevante. Por ello es necesario una coordinación de recursos de las entidades deportivas, las diferentes Administraciones y el patrocinio de entidades privadas, como es el de Caja Inmaculada.

Con la puesta en marcha de este convenio entre la CAI y la FAM se establece el cauce adecuado para que en un futuro no muy lejano los practicantes aragoneses de escalada, esquí de montaña y alpinismo puedan alcanzar a través de los Centros de Tecnificación las máximas cotas de rendimiento deportivo, optar con posterioridad a incorporarse a los programas de alto nivel de carácter estatal y a integrar las selecciones españolas.

Comentarios