La DPH exige a fomento que cumpla con sus compromisos en la N-260

200312055 n260.jpg

La Diputación de Huesca denuncia la política de recortes que ha aprobado el Ministerio de Fomento para el tramo de la N-260, Sabiñánigo-Fiscal. La Institución provincial recuerda que esta vía ha sido largamente reivindicada por la parte norte del territorio oscense. La N-260 debería abrir nuestro Pirineo hacia el Cantábrico y el Mediterráneo y, además, mejorar las comunicaciones entre valles. Las obras inauguradas el año pasado por el Ministro, Francisco Alvárez Cascos, se interpretaron como un paso adelante en un proyecto que ha sufrido demasiados retrasos.

?No es admisible que este recorte se justifique ahora al amparo de las necesidades que esta provincia tiene en materia de comunicaciones en otras zonas?, señalan fuentes del equipo de Gobierno. Desde la Diputación de Huesca se considera vital para el desarrollo económico y social de esta provincia la consecución tanto de la N-240 como de la N-260.

?No entendemos ni compartimos la política que aplica el Gobierno central para proyectos que afectan a la ordenación territorial del Estado, imprescindibles para estructurar este país. No podemos aceptar que, a la provincia de Huesca, e indirectamente a toda la zona norte de España, se le aplique una política de cupos cerrados tan perversa, donde priman los intereses partidistas a los territoriales?.

Desde la Diputación de Huesca se exige una rectificación al Ministerio de Fomento. La Institución Provincial se niega a entrar en la dinámica de selección que se plantea desde un gobierno central que ?debería estar más preocupado por articular una red nacional de comunicaciones que permita la circulación ágil, fluida y segura de los vehículos, que por enfrentar a territorios dentro de una provincia?. La Corporación no sólo no discute la necesidad de acometer con urgencia las obras de la futura variante de Monzón, pidiendo una dotación económica mayor a la asignada, pero sin detraer de otras partidas también muy necesarias, como las que afectan a la N-260.

Los grupos políticos de la coalición de Gobierno denuncian que la política de enfrentamiento entre comunidades, que viene alimentando el ejecutivo central en otras materias como el agua, parece que quieran trasladarla también dentro de Huesca. La Diputación seguirá defendiendo la necesidad de acometer sin más dilación estas dos infraestructuras, ?nos negamos a elegir porque ambas son necesarias?, concluyen fuentes del equipo de Gobierno

Comentarios