La policía busca a dos hombres que estafaron 10.000 euros con el timo del tocomocho

Un hombre de 76 años, que este miércoles fue víctima del timo, del Tocomocho, ha presentado la correspondiente denuncia en la Comisaría de Policía de Huesca, después de que dos desconocidos le estafaran 10.000 Euros.

Los hechos denunciados ocurrieron cuando la víctima transitaba por la calle Sariñena y fue abordada por una persona, de unos 24 años y con acento gallego, con el que entabló conversación. A continuación, se acercó otro hombre, de alrededor de 45 años, que solicitó información sobre el lugar donde se encontraba una calle.

En este momento, el varón más joven, con acento gallego, indicó a los anteriores que tenía en su poder 5 boletos de la ONCE premiados, aunque desconocía el valor del premio. El estafador de 45 años accedió voluntariamente a buscar una lista de boletos premiados y regresó, enseñándosela a. la víctima y confirmando que el premio de los 5 boletos tenía un valor total de 165.000 Euros.

A continuación, el varón con acento gallego les aseguró a los anteriores que si le ayudaban a cobrarlo y aportaban cada uno 10.000 Euros, les daría un boleto a cada uno. La víctima acudió a dos entidades bancarias, y en la segunda pudo extraer la cantidad solicitada. Entregó el dinero al hombre de 45 años, quien lo introdujo junto a los 10.000 Euros que él aportaba y los cinco boletos premiados, en el interior de un pañuelo a cuadros de color azul.

Los estafadores entregaron el pañuelo a la victima y la llevaron en coche hasta una entidad bancaria donde le dijeron que podría cobrar el boleto, mientras ellos encontraban estacionamiento. Sin embargo, en la calle donde aparcaron no había ninguna sucursal. La víctima intentó localizar el vehículo de los estafadores, pero no lo encontró. Al presentir que había sido víctima de un timo, abrió el pañuelo y comprobó. con sorpresa, que sólo había varios periódicos en su interior .

La Policía busca ahora a los presuntos estafadores; un hombre de unos 45 años, 1,70 de estatura, complexión delgada, pelo corto moreno y vestido con traje gris y corbata; y otro varón, de 24 años, con acento gallego, de 1,70 de estatura, complexión delgada y pelo castaño.

El timo del Tocomocho suele desarrollarse en lugares públicos de tránsito. El modus operandi es el siguiente: una persona se acerca a la víctima con un billete de lotería premiado y dice que por las prisas no puede cobrar. El amigo quiere venderlo a la víctima por mucho menos dinero que el premio que contiene. Para dar mayor credibilidad, interrumpe otro aparente transeúnte (gancho), que suele afirmar la autenticidad del premio exhibiendo un listado de boletos premiados en un periódico antiguo. La víctima accede a aportar la cantidad del dinero premiado y cuando va a recuperarlo a la ventanilla de la lotería comprueba que el billete es falso.

Comentarios