Periferias (version), la mejor de las cuatro ediciones

2003110303 pep bou.jpg

Así es como lo califican desde la organización, han sido 11 días de intensa actividad cultural para todos los gustos. Las actuaciones han gozado con llenos totales o casi totales, debido tanto a la calidad artística como al buen entendimiento por parte del público oscense de todas las propuestas.

Periferias, ha dejado de ser un festival sólo para unos pocos, este año se ha confirmado que toda clase de público acude a las actuaciones. Los oscenses entienden cada año más este festival y Huesca recibe cada vez más afluencia de público de otras comunidades y países. Periferias 2003 se cierra con un balance muy positivo.

El festival comenzó hace dos semanas con un especial desfile de modelos. Este 2004 ha sido el primer año que se ha introducido este arte, pero seguramente no será el último, ya que numeroso público se acercó hasta el Círculo Oscense para ver los modelos. La danza, música, performances y teatro han sido, como ya viene siendo habitual, las actividades que se han podido ver.

Sin duda, si hay que destacar un acto sería el homenaje a Lee Scratch Perry, que congregó a más de 1.500 personas en la Carpa de la Plaza de Toros de Huesca durante 5 horas, para que disfrutaran de la música reggae. Y como colofón final, las burbujas de Pep Bou. Un espectáculo que también atrajo a numeroso público, y no sólo se agotaron las entradas, sino que hubo mucho público que se quedó a las puertas.

Los organizadores del festival ya miran hacia el 2004. Lo primero será determinar el tema que tratarán, y después comenzar la programación. Además, Javier Campelo, ha apuntado a Radio Huesca Digital que cada año lo tienen más difícil, ya que Periferias se ha convertido en un festival muy renombrado y han comenzado a surgir citas similares. Ahora el listón lo tienen que subir cada año con nuevas propuestas, para conseguir que Periferias en Huesca no sea desbancado por otro festival surgido en lugares que tengan más presupuesto.

Comentarios