Las ordenanzas de Monzón suben un 2,3% y desaparece la tasa única de la Residencia Riosol

El equipo de gobierno, PAR-PSOE-CHA-IU, ha sacado adelante las Ordenanzas fiscales del 2004, que suben una media del 2,3% por debajo del Índice de Precios al Consumo real, a finales del próximo año, ya que aunque se hable en los Presupuestos Generales del Estado de un dos por ciento, lo que ha sucedido estos años ronda el cuatro por ciento.

Con la aprobación de las tasas, también, se ha producido la desaparición de la tasa única de la Residencia Riosol, que se ha convertido en el debate del pleno. El Partido Popular, según ha explicado su portavoz adjunto, José Luis Escutia, opina que las tasas que se han aprobado suponen un engaño, ya que las que menos aportan a la recaudación municipal no experimentan variación, mientras que el IBI , por ejemplo, en rústica sube un 3,17%, además han apreciado errores en el documento al no prever la entrada en marcha de la depuradora y se ha reafirmado en las bonanzas de la tasa única resaltando que con el cambio se va a poner unas condiciones leoninas para los usuarios de rentas más bajas que quieran entrar en la Residencia Riosol.

El portavoz de Chunta Aragonesista, Juan Antonio Blasco, ha resaltado el compromiso sobre las tasas de la Residencia para que el que más tenga, más pague.

Izquierda Unida ha valorado de las tasas que la presión fiscal al ciudadano está por debajo del IPC real, lo que les ha llevado a votar favorablemente el documento llevado a pleno.

El alcalde de Monzón, Fernando Heras, ha defendido el documento en base a estar por debajo del 3,7% que se ha aplicado con anterioridad, a la vez que ha hecho hincapié en que la desaparición de la tasa única es un acto de justicia social.

El pleno, también, ha aprobado el pedir a la DPH que incorpore a Monzón al convenio de las auditorías ambientales, que se puede extender a la Comarca, se continúa con el expediente expropiatorio de la calle San Mateo y se pide la cesión de los bajos de la promoción pública del Molino a la DGA. Una vez levantada la sesión se ha dado la palabra a los ciudadanos que han asistido al mismo.

Comentarios