El Patronato de la Residencia de Ancianos Riosol de Monzón suprime la tasa única

Los integrantes del patronato estudiaron las tasas para el 2004, que sufrirán variaciones a propuesta de su presidenta, Lali Mateos, ya que se suprime la tasa única y se establecen tres tarifas: garantía asistencial, subvencionada y normal.

El objetivo de esta medida, según ha explicado el alcalde de Monzón, Fernando Heras, es aplicar criterios de capacidad económica y justicia social.

La tarifa de garantía se establece en 570 euros para aquellas rentas medias que no superen esta cantidad, la subvencionada puede ser desde un 5% hasta un 25% como máximo, sobre rentas medias de 913 euros aproximadamente para válidos y de rentas medias de 955 para asistidos, que es la tarifa normal. Fernando Heras,alcalde de Monzón.

Para establecer que tarifa se ajusta a cada caso se aplicará la renta media en base a la pensión o rentas del residente más los valores inmobiliario y mobiliarios, que posea. También se establece el alimentista según el código Civil, es decir, los hijos que tienen esa responsabilidad. Lali Mateos.

El período de adaptación de lo que pagan en la actualidad a las nuevas tarifas se establece hasta el 2010. Asimismo, la actualización de las mismas se aplicará en función de lo que el Estado marque de manera anual como subida de las pensiones, que para el 2004, es de un dos por ciento.

Con estos datos el ayuntamiento de Monzón, que tendrá que aprobarlas, espera no aumentar su contribución a la residencia, que desde la entrada en marcha de las plazas de asistido ha pasado de unos 16 millones de pesetas a unos 43 millones de pesetas. Asimismo, se va a mejorar el concierto con el Instituto Aragonés de Servicios Sociales pasando de 13 a 25 las plazas concertadas lo que supone unos diez millones de pesetas de ingresos por parte de la institución pública.

Comentarios