Los primeros gruñidos del reno "en celo " se empiezan a oír en Lacuniacha

2003092018 reno.jpg

En el parque faunístico ?Lacuniacha? se han comenzado a escuchar los gruñidos del único reno macho adulto en celo. La época del celo de estos animales se presenta en septiembre, y entonces los machos se enzarzan en las acostumbradas luchas para conseguir el dominio del rebaño, circunstancia esta que no se le va a presentar a nuestro residente en el citado parque de la localidad de Piedrafita, en la comarca del Alto Gállego.

Los trabajadores de este centro junto algunos visitantes ya han podido comprobar la llamada de celo, que es un fuerte gruñido repetido tres veces. En esta época su carácter cambia, y se vuelve más agresivo para defender a sus hembras. Incluso en este ejemplar que esta acostumbrado a la presencia humana, puede parecerle ahora una amenaza. Por lo que desde los responsables del parque se ?recomienda cierta prudencia y el mantenerse a una distancia prudente de la valla del recinto?.

En esta época, el cuello de los machos adquiere un aspecto más hinchado y el pelaje de su parte inferior se va alargando dando una copiosa y abundante melena. Después del celo, hacia noviembre, cae la cuerna del macho. Las hembras en cambio la conservan durante todo el invierno y sufren el desmogue sólo después de la paridera. Esta tiene lugar a final de mayo o principios de junio.

Recordemos que el Reno habita en las regiones árticas de Eurasia y Norteamérica ligado a los biotopos de tundra y taiga. Está adaptado a vivir tanto en la llanura como en las montañas en las cuales puede subir por encima de los 2.500m, aunque evita sin embargo las pendientes escarpadas.

El reno ocupa el primer lugar entre los cérvidos en cuanto a utilidad, ya que los pueblos que viven en el norte del planeta deben a este animal sus medios de subsistencia, pues cumple los servicios que generalmente prestan todos los animales domésticos.

Comentarios