Cartas al director: Asesor de deportes en Huesca

Sección Sindical de CC.OO. en el Ayuntamiento de Huesca

¡Nunca dejaremos de sorprendernos! El martes 2 de septiembre, los ciudadanos oscenses nos despertábamos con la noticia de que el ayuntamiento había contratado un asesor para estudiar y promocionar el deporte de base en la ciudad. En principio, el objetivo no esta nada mal, diremos más, es elogiable: hacer llegar la actividad deportiva a todas las edades y todas las clases sociales: mens sana in corpore sano.

Pero hay una forma y un fondo en todas las actividades humanas y, por inclusión, políticas. La forma: contratar un asesor, es decir una persona con confianza de Alcaldía, con la excusa de estudiar y promocionar el deporte de base. ¡Qué bonito! El fondo: el susodicho asesor es un jugador de la Sociedad Deportiva Huesca que para ser fichado por esta entidad deportiva puso una condición: cobrar una determinada cantidad de dinero. Y es lógico, nadie puede vivir del aire. Como la entidad no tiene suficientes fondos y el Alcalde es ?un gran amante del deporte?, éste propuso su contratación por el Ayuntamiento. ¡Caray, esto nos suena! Hagamos memoria: hace cuatro años, la SD Huesca tuvo el mismo problema con un jugador gallego, un tal Novo, que siendo fichado por la entidad, esta no tenía cómo pagarlo. Solución, el Alcalde decidió contratarlo como peón de jardines en el Ayuntamiento al objeto de que tuviera continuidad con el equipo y ?nos diera grandes alegrías como deportista?. Los sindicatos montamos en cólera porque se habían saltado a la torera los principios que rigen el acceso a la Administración Pública ya que la contratación se hizo ?a dedo?; esto supuso ríos de tinta y palabra en el Ayuntamiento y en los medios de comunicación social y una denuncia ante la Inspección de Trabajo.

Hoy la historia se repite, sólo que el Alcalde ha aprendido mucho en esta última legislatura. Como no le pueden hacer un contrato laboral, le hacen uno de asesor, que eso sí lo permite la ley y ¡hala!, ¡a jugar!. Pero les surge una pregunta ¿cómo lo vendemos a los partidos políticos, sindicatos y ciudadanía?. Porque claro, tenemos un plan de saneamiento económico en el Ayuntamiento..., no hemos sacado la relación de puestos de trabajo que prometimos a los trabajadores..., tenemos un alto índice de contratación temporal en el Ayuntamiento..., seguimos haciendo contrataciones irregulares (contratos por circunstancias de la producción,...), las subvenciones que damos a las entidades deportivas ?de base? son pequeñas... Y encontró la respuesta en quién sabe qué concejal o asesor: lo contratamos como asesor, directamente a través de Alcaldía, que eso sí es legal, y ponemos la excusa de que va a estudiar el deporte de base. Montamos un entramado de objetivos, horarios, reuniones... y oye ¡qué digan!. Además tiene como mérito haber nacido en Huesca. ¿Quién va a estar en contra de eso? Y si deciden ya se les pasará; es legal. ¿Y los partidos políticos? Nada, mañana montamos una reunión con el asesor, esbozamos cuatro objetivos para que no monten el paripé y ya está. ¿Y los pesados de los sindicatos?. Nada, mañana salimos en la prensa diciendo que antes de que finalice el año tenemos hecha la relación de puestos de trabajo, así se callan y ya está ¿Y la ciudadanía? Pero éstos que más quieren, si hemos contratado un asesor para que hagan deporte desde los niños hasta los viejos...

Así, el dos de septiembre, el Alcalde, mediante Decreto, nombra ? y citamos textualmente- ?como persona eventual a D. Juan José Bona Martínez, para ocupar el puesto de trabajo de confianza y/o asesoramiento especial de Técnico de Cultura Deportiva, en las condiciones económicas que se fijarán en su momento y con los efectos del día 1 de septiembre?. Por cierto, curiosa forma esta en la que se contrata a una persona sin decirle lo que va a cobrar, y curiosa forma en la que se controla el gasto.

Legal, sí. Pero éticamente reprobable. La forma, legalmente posible. El fondo, detestable. Esto dice mucho de los políticos que nos gobiernan; hacen lo que quieren cuando se les antoja, independiente de si es lo prioritario, lo necesario... Cuando quieren sacar algo adelante, buscan la forma para sacarlo adelante. Eso só, el paquete del regalo, precioso, envolviéndolo de compromiso con la ciudadanía, y el lazo azulgrana.

¡Qué nadie se equivoque! Es una subvención encubierta a la SD Huesca. Lo demás sobra Huesca, a 2 de septiembre de 2003.

Comentarios