Los turistas disfrutan de las joyas de La Hoya y Monegros

Huesca , La Hoya y Monegros siguen trabajando en la potenciación de su oferta turística. A los tradicionales puntos de visita como el Castillo de Loarre, Montearagón, Guara, Salto del Roldan , Mallos de Riglos, Catedral de Huesca, San Pedro o Museo, poco a poco se van sumando otros puntos que han puesto en marcha distintos programas encaminados a reforzar la oferta.

Con el verano los turistas cada vez son más. La colegiata de Bolea, El parque de La Gabarda, La Laguna de Sariñena o la Cartuja de las Fuentes son algunos de los lugares y monumentos que van a más y, especialmente, en la época estival.

Los guías y personas relacionadas estrechamente con todos estos lugares no dudan en afirmar del éxito que cosechan entre los afortunados turistas que se acercan hasta ellos para poder disfrutar de su historia, su naturaleza y sus ofertas de diversión en algunos de los casos. Unas visitas culturales que brindan un paseo por la historia al turista y, además, alegran la vista con la belleza y la naturaleza que encierran. La Gabarda, parque temático situado entre Alberuela de Tubo y Sodeto, brinda naturaleza, historia y diversión gracias a su división en cuatro subgrupos.

La Cartuja de Nuestra Señora de las Fuentes, fundada en 1507, encierra más de 2000 m2 de composiciones pictóricas, que al sumarlas alcanzan y superan la cifra de 250. El pintor fray Manuel Bayeu es el responsable de la riqueza artística de la Cartuja.

La Colegiata de Bolea es, para muchos, y no sólo de la Asociación de Amigos de la Colegiata de Bolea, una verdadera joya del Renacimiento. Además, fue declarada Monumento Histórico Artístico el 23 de febrero de 1983 y su mantenimiento, tutela y difusión corre a cargo de la asociación antes mentada, creada por iniciativa popular en 1991. El Retablo Mayor, el Retablo de San Sebastián, el Retablo de Santiago, cinco retablos más, el coro y el órgano son los ornamentos que dan el apelativo de ?joya? al conjunto.

Otro de los lugares que han recibido un gran número de visitas, exactamente 330 en este verano, aunque desaconsejando a varios grupos que querían hacer visitas guiadas, es la Laguna de Sariñena. La decisión de no admitir visitas de grupos se ha debido al excesivo calor que podría haber provocado serios problemas. Las aves que conforman la fauna silvestre de este refugio de la Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) empiezan a llegar a la laguna y ya se dejan ver algunos cormoranes.

Comentarios