La Escuela Municipal de Modelismo de Monzón supera con éxito su primer curso

Una exposición con los trabajos realizados daba por finalizado, en el mes de Junio, el curso 2002-2003 de la Escuela Municipal de Modelismo, que Ana Espinosa, profesora del mismo, califica como "satisfactorio" en la que ha sido su primera convocatoria con ocho plazas cubiertas de las diez que se ofertaron y, en su mayoría, con gente que traía su propio kit de casitas.

Este ha sido el primer año en el que la actividad de Moldes y Maquetas se ha incorporado a la oferta de las escuelas municipales. Las clases se han impartido en la Casa de la Cultura, un día a la semana (los lunes), durante dos horas, para ocho personas aficionadas al modelismo y al trabajo con elementos a escala, y con el objetivo según Ana Espinosa de "cubrir un hueco creativo, a caballo entre la escultura y el modelismo y poder encauzar, al mismo tiempo la afición existente en Monzón"

Ana Espinosa, responsable de la Escuela, es una experta "modelista", titulada en Moldes y Maquetas y algunos de sus trabajos pueden verse en el Belén Monumental de Monzón donde lleva trabajando algunos años. Suya es, por ejemplo, la maqueta de la Ermita de la Alegría, la primera que hizo y, con la que, según dice "más ha disfrutado y más a prueba se ha puesto". Además, ha realizado la maqueta de la feria de Expocinca, escaparates y encargos de particulares como el santuario de Torreciudad a escala. Actualmente, trabaja en una casa de muñecas y en una nueva maqueta para el Belén, la iglesia de Cofita, que, según indica su autora "a pesar de su sencillez no está exenta de dificultades"

Aunque a veces, el modelismo, sólo consiste en cortar y pegar, básicamente, no existen "kits" en los que la escala coincida con las medidas del edificio que se quiere realizar, con lo cual, hay que elaborar todas las piezas y el resultado son maquetas únicas e irrepetibles cuyo precio depende, según Ana Espinosa, "de si uno participa de manera activa haciéndolo todo o si se adquieren cada una de las piezas, siendo un hobby tan caro como uno quiere que sea"

En Octubre, volverá a abrirse el plazo de inscripción de la Escuela Municipal de Modelismo que ofertará un máximo de 10 plazas para aquellos que quieran trabajar con un "kit" o los que prefieran partir de cero y, no sólo, relacionado con las casas de muñecas que, es sólo una parte, del amplio abanico de posibilidades que abarca el modelismo. En cualquiera de los casos Ana Espinosa, insiste en el objetivo del curso que "no es crear profesionales sino lograr que los alumnos aprendan y conozcan que es más fácil de lo que parece"

Comentarios