En verano hay que aumentar la ingesta de agua

2003070101 botella agua.jpg

El cuerpo humano está compuesto en un 65 por ciento por agua. Resulta evidente la importancia para la vida de este elemento, pero su relevancia es aún mayor durante los meses de verano, ya que el calor y el aumento de la actividad física pueden provocar la pérdida de hasta 2 litros de líquido en una hora. Especialmente relevancia hay que hacer en el caso de los niños y de las personas ancianas ya que no tienen bien regulado el mecanismo de control de la sed.

De esta manera, es importante en verano aumentar la ingesta de agua, otros fluidos o alimentos que aporten líquidos como las frutas o verduras. Las comidas típicas de verano, como las ensaladas y los gazpachos, tienen un gran aporte de agua y sales minerales. Otras bebidas que ayudan a evitar la deshidratación son los zumos y las infusiones frías, de las que existe una gran variedad y que además cuentan con diversas propiedades beneficiosas para la salud.

Aunque la reina de los líquidos sigue siendo el agua durante los últimos años han aparecido en el mercado numerosos productos que, además de hidratar, aportan una serie de nutrientes.

Ejemplos aparecidos los últimos años son las bebidas energéticas, que contienen taurina, cafeína, vitaminas, carbohidratos y glucuronolactona, y que tienen como funciones principales incrementar la resistencia física, proporcionar sensación de bienestar, estimular el metabolismo, y ayudar a eliminar sustancias nocivas para el cuerpo. Sin embargo, pueden no ser adecuadas para la población en general: y no es recomendable su consumo cotidiano.

Otro de los fluidos de moda lo forman las bebidas isotónicas que se absorben igual o más rápido que el agua. Estos productos son adecuados cuando se necesitan, como después de realizar esfuerzos o en momentos de sudoración excesiva. ?También pueden resultar útiles en caso de diarrea, como sustituto del suero hipertónico, sobre todo para los niños, que las prefieren por su agradable sabor?. Sin embargo, en caso de que no sea necesario, no hay que abusar tampoco de estas bebidas.

Hablar por último de las bebidas enriquecidas. En la actualidad, gran parte de la población general tiene problemas de escasez de calcio, sobre todo en el caso de las mujeres. Por tanto, para ese colectivo sí son útiles las que proporcionan un aporte extraordinario de este mineral, mientras que pueden ser perjudiciales para otras personas, como las que padecen insuficiencia renal.

Comentarios