Bolea pone a la venta 8.000 kilos de cereza para celebrar su Feria

Las altas temperaturas están afectando de manera negativa a la cereza de Bolea. Lo ideal según los productores serían unos 12 grados menos para una maduración ideal. Pero a pesar de ello Bolea es una de las zonas donde la recolección está siendo mayoritaria. 80.000kilos para mercado y otros tantos para industria son las previsiones para este 2003 cuya recogida todavía dura hasta final de mes.

A 6 euros la caja de dos kilos y a 18 la de cinco se ofrecerán las cerezas a los cientos de compradores que se esperan para este domingo en la plaza de Bolea. El precio es más alto que en anteriores temporadas debido, según sus productores, a que la cosecha ha sido mala en los campos del Jalón, Jerte o el Bajo Ebro además de en otros países como Italia y Gracia. No sólo la cereza de Bolea se vende en Huesca y su provincia. Madrid, Barcelona e incluso Francia son unos grandes clientes incluso superando a Zaragoza.

Este domingo, Bolea se viste de fiesta para vender sus cerezas con el objeto de promocionar y difundir el consumo de esta fruta. El programa de actos comienza a primera hora de la mañana del domingo con entrega de cerezas a los visitantes en la zona del aparcamiento. Será a las 11 cuando se proceda a la inauguración de la Feria por los alcaldes entrante y saliente en la Plaza Mayor de Bolea.

Durante todo el día en la misma plaza habrá venta de cerezas, exposición de artesanía y produtos de la comarca de la Hoya de Huesca. Por otro lado se desarrollarán sendas Jornadas de Puertas Abiertas y visitas guiadas a la Colegiata de Bolea y al Museo Etnológico de Santasen horario de 11 a 19 horas. Por la tarde habrá una demostración del proceso de la lana

Los problemas para encontrar mano de obra con los que se encuentran los agricultores altoaragoneses, no afecta a los recolectores de cerezas de Bolea ya que la mayor parte de las explotaciones se recogen a nivel familiar.

Comentarios