Las fuertes precipitaciones incrementan el riesgo de accidentes en montaña

Miembros de los Grupos de Rescate de la Guardia Civil de Boltaña han explicado a Aragón Press que el incremento de intervenciones durante este año ha venido motivado por las fuertes precipitaciones registradas a lo largo del invierno. En los Pirineos, el deshielo ha tardado mucho tiempo en producirse y las avenidas de agua son mayores, con el riesgo que ello conlleva para la práctica del barranquismo. Por este motivo, desde el GREIM de Boltaña recomiendan a los barranquistas que no se adentren en parajes desconocidos y que atiendan a las recomendaciones de los expertos del lugar. Asimismo advierten que para realizar este tipo de actividad es necesario acudir perfectamente equipado y habiendo recibido el entrenamiento necesario.

Los efectivos del Grupo de Rescate en Montaña de la Guardia Civil con base en el municipio de Boltaña (Huesca) han realizado en lo que va de año 14 intervenciones de ayuda y evacuación de barranquistas en esta zona pirenaica, así como en la sierra de Guara; rescates, que se han saldado con dos personas fallecidas. Respecto al año pasado, la cifra se duplica, puesto que, en el mismo periodo de tiempo, sólo tuvieron que intervenir en seis ocasiones.

Nueve de estos rescates han tenido lugar en el Parque Natural de la Sierra y los Cañones de Guara y se han saldado con un fallecido, seis heridos y 16 personas ilesas. Los cinco rescates restantes se han llevado a cabo en áreas pirenaicas y han servido para rescatar el cuerpo de un barranquista fallecido, a cuatro deportistas heridos y 12 personas ilesas. En la misma zona y en el mismo periodo de tiempo de 2002 sólo se ejecutaron dos rescates, que se saldaron con un herido y un fallecido, y cuatro en Guara, con tan sólo cuatro heridos.

Comentarios