104 personas esperan una donación de riñón en el Altoaragón

En los cinco primeros meses de este año en Aragón se han realizado 44 trasplantes de los cuales 24 son renales, 16 hepáticos y 4 cardiacosJuango Abardia , secretario de Alcer-Huesca, ha indicado que cada vez hay ?más conciencia en las donaciones?

Los donantes de órganos, que han ascendido en un 6,6% este año en Aragón, constituyen la única esperanza para muchos enfermos. Desde la Asociación Aragonesa para la Lucha contra las Enfermedades de Riñón (ALCER Ebro) se trabaja por apoyar a los que están en lista de espera de un órgano y por fomentar la sensibilización de la sociedad. Su presidente, Severiano Gimeno, se muestra esperanzado ante el aumento de donaciones en la Comunidad. En una entrevista que recoge Aragón Press , el presidente de Alcer ha indicado que Aragón es una ?comunidad solidaria?

PREGUNTA.- ¿Cuál es el mensaje que emite ALCER Ebro este año?

RESPUESTA.- Nosotros lanzamos siempre el mismo mensaje. Nuestra razón de ser es informar y ayudar a quien lo necesita y, sobre todo, sensibilizar a la población para que se haga donante. No necesitamos una fecha especial para difundir esto, pero aprovechamos el Día del Donante para montar mesas informativas en Huesca y Zaragoza. Además, el día 6 se montarán tres puestos en Ejea y, el día 8, otro en Calatayud.

P.- Su trabajo parece eficaz, teniendo en cuenta que el número de negativas familiares ha descendido del 24 al 14%.

R.- Es una buena noticia y una satisfacción, porque quiere decir que la población es más conocedora de la realidad. Si la sociedad está informada, es capaz de tomar decisiones diferentes. Afortunadamente, los profesionales de la medicina también se están preparando mucho para hablar con las familias, comunicar el fallecimiento y solicitar la donación. Los profesionales están haciendo un esfuerzo muy grande y eso se está notando.

P.- ¿Aragón es solidaria en cuanto al número de donaciones?

R.- Aragón es una comunidad generosa, de lo que nos sentimos muy orgullosos. Por una parte, el Día del Donante salió de aquí. Fue un aragonés, Pablo Marco, quien lo ideó en octubre de 1979 y hoy se ha convertido en un evento mundial. Por otra, Aragón está en un puesto muy importante en cuanto al número de donaciones.

P.- ¿Por qué hay gente que aún se niega a donar los órganos de sus familiares?

R.- El porcentaje de negativas en que nos movemos ahora, del 14%, es normal y asumible. Nosotros tratamos de reducir las negativas al máximo, pero probablemente ese número sea difícil de reducir, ya que hay personas que no están a favor de la donación por múltiples causas.

P.- ¿Cuántos aragoneses esperan un transplante de riñón?

R.- En diálisis hay unas 300 personas, pero no es aconsejable hablar de cifras porque fluctúan rápidamente: en una semana no se hace ni un transplante y en la siguiente se hacen cuatro.

P.- ¿Por qué el número de personas a la espera de un riñón es superior al de otros órganos?

R.- Los enfermos renales tenemos la suerte de contar con el riñón artificial, un tratamiento sustitutivo que nos permite vivir más tiempo esperando el órgano.

P.- ¿Cómo valora la investigación que se está realizando en España en torno a las enfermedades renales?

R.- Tenemos que ser positivos, porque se está avanzando mucho en la mejora de los inmunosupresores. Hay que tener en cuenta que el transplante no es una solución definitiva, ya que hay que tomar los inmunosupresores para evitar el rechazo y son medicamentos muy agresivos con consecuencias negativas. Los adelantos en ese terreno significan mucho para nosotros.

Comentarios