Día Forestal Mundial en Valderrobres

La directora del Instituto Aragonés de la Juventud, María Herrero, asiste este viernes a los actos organizados en Valderrobres con motivo del Día Forestal Mundial. El consejero de Medio Ambiente, Alfredo Boné, que se encuentra en Japón para participar en la Conferencia Mundial del Agua, intervendrá en esta jornada de celebración en Aragón, mediante videoconferencia.Aragón cuenta con una superficie total de 4,7 millones de hectáreas, de los que algo más de la mitad -el 52,4 por ciento-, corresponde a superficie forestal. A su vez, dentro de estas 2,5 millones de hectáreas, 1,2 millones es terreno arbolado. Si hablamos de la provincia de Huesca, cuenta con casi 900.000 hectáreas forestales, lo que supone un 60 por ciento de su territorio.

En el transcurso de la jornada se desarrollará la plantación y apadrinamiento o amadrinamiento de árboles, en la que participará la directora del Instituto Aragonés de la Juventud. A todos los asistentes se les entregará el folleto ?El Árbol? editado por el Departamento de medio Ambiente del Gobierno de Aragón, junto con una bolsita de semillas de Cornicabra, especie propia de la zona, cuya semilla no requiere tratamientos especiales para su germinación.La videoconferencia con Japón, en la que el consejero Alfredo Boné saludará a los participantes en la jornada tendrá lugar en la sala de audiovisuales del Consejo Comarcal del Matarraña, cuya sede administrativa está en Valderrobres.

Conservar la biodiversidad natural en Aragón

Para dar una respuesta a todos estos problemas, el Gobierno de Aragón está desarrollando diversas líneas de actuación en materia de conservación del medio natural. Dichas líneas se ocupan de la gestión propiamente forestal, la gestión de los recursos cinegéticos y piscícolas, y la conservación de los espacios naturales y la biodiversidad.

Englobando dichas líneas, e intentando responder a las nuevas orientaciones estatales y europeas sobre las políticas de conservación y uso sostenible de la biodiversidad y de gestión forestal del medio natural, el Ejecutivo Autónomo aprobó el Plan de Acción Forestal y de Conservación de la Biodiversidad en Aragón (PAFCBA), de aplicación en los montes tanto de gestión privada como pública. Este Plan se está desarrollando a través de tres Programas: el de Ordenación y Gestión Forestal, el de Restauración de la Cubierta Vegetal y Ordenación Hidrológico-Foresta, y el de Defensa Forestal. En este último Programas están incluidas la prevención y lucha contra los incendios forestales y contra las plagas y enfermedades.

Entre las actuaciones que se llevan a cabo en el contexto de ordenación y gestión, se contempla el desarrollo de nuevas instrucciones de ordenación, promover la elaboración de proyectos de ordenación y planes técnicos, así como la realización de tratamientos selvícolas, y la creación de infraestructuras en los montes. En este sentido, está previsto efectuar este tipo de tratamientos sobre más de 14.000 hectáreas forestales de gestión pública y privada hasta el año 2006.

Especial importancia cobran en el ámbito del Plan las actuaciones previstas sobre montes privados, de fomento de las fórmulas contractuales y el asociacionismo. Para desarrollar de este impulso a la gestión forestal privada se ha arbitrado una normativa dirigida a la ayudas a actuaciones forestales en bosques privados, con gran acogida por parte de particulares y Ayuntamientos

El segundo de los Programas del Plan se centra en la restauración de la cubierta vegetal y en la ordenación hidrológica y forestal. En este sentido, hay que subrayar que la principal forma de erosión que afecta a los suelos aragoneses es la hídrica, pero también existen otros. La influencia de estos procesos erosivos en la Comunidad Autónoma es tal, que más de la mitad del territorio ?alrededor de un 52 por ciento- se ve afectado por niveles erosivos considerados preocupantes por los expertos.

Para atajar estos problemas de erosión se trabaja en el marco de la ordenación y mejora de las masas arboladas y, fundamentalmente, en términos de protección y restauración del suelo y de su cubierta vegetal mediante la reforestación protectora y los tratamientos selvícolas, entre otras técnicas de corrección. En referencia a este tema, durante el año 2002 se repoblaron en torno a 1.400 hectáreas sobre montes de gestión pública.

Comentarios