El segundo

Cristina Pérez

No tomarás el nombre de Dios en vano. Los católicos saben, o deben de ser conscientes, de que los diez mandamientos salen dos veces en la biblia; que Dios se los entregó a Moisés en el monte Sinaí y que superan a otros códigos morales de la antigüedad. Incluso hay religiones que tienen algunos de los mandamientos en su filosofía religiosa.

No tomarás el nombre de Dios en vano es el segundo. Y es el que se están saltando los altos dirigentes ? católicos y no católicos- porque todos se empeñan en hacer de la guerra una cruzada en nombre de Dios o de Alá. Qué cosas. Sin embargo los miles de ciudadanos que ocupan las calles de la provincia, de esta provincia ,no se atreven a tanto. Utilizan el nombre de la paz, y no en vano, para decir que hay que parar la guerra. Algunos se autoproclaman como defensores de causas perdidas, pero con la secreta esperanza de que su voz no se quede en el desierto. En ese desierto donde se han levantado ciudades, ciudades de la guerra, que las tormentas de arena borran por unas horas para volver a renacer con todo su miedo.

No tomarás el nombre de Dios en vano porque los cruzados no saben que ,ese santo grial ,no merece la pena. La paz si. La paz merece que las tropas de a pie tomen las calles. La paz no es un símbolo, no es una paloma blanca. La paz es la búsqueda de la dignidad humana, es levantarse y tener esperanza, es confiar en que la vida no sea tan mala, es saber que tu hijo tendrá mañana pan en la mesa.

No tomarás el nombre de Dios en vano, porque Dios jamás empuñaría un fusil.

Que la paz florezca en primavera. En esta primavera que no debe de dejar ninguna herencia de dolor al futuro.

Comentarios