Más de 400.000 personas visitaron en 2002 el santuario de Torreciudad

La canonización de Josemaría Escrivá ha supuesto para el santuario de Torreciudad un aumento en el número y procedencia de las peregrinaciones recibidas en 2002, así como una difusión del centro mariano en nuevos países, gracias a la cobertura que varias cadenas de TV hicieron del santuario, promovido por el nuevo santo.

El responsable de comunicación del santuario, Manuel Garrido, destaca el incremento del número de visitantes procedentes de todos los países del mundo ?aunque, lógicamente la incidencia de una canonización es importante en lo espiritual, también ha servido y servirá para dar a conocer la proyección universal de Barbastro y de la Comarca del Somontano?.

Durante 2002, la Oficina de Información del santuario atendió 1.806 peregrinaciones (1644 en 2001), con un incremento de las visitas procedentes de Asia y Latinoamérica. El mayor número de grupos de otros países procedió de Francia (133), México (72), Filipinas (39) e Italia (27). Entre las comunidades autónomas españolas, desde Cataluña llegaron 323 peregrinaciones, seguidas por Aragón (258), Madrid (137) y Valencia (134).

Según datos de la Oficina de Información de Torreciudad, visitaron el Altoaragón peregrinos de Singapur, Australia, Nueva Zelanda, Ecuador, Guatemala, Estados Unidos, Kenia, Filipinas, México, Perú, Venezuela, El Salvador, Paraguay, Costa Rica, Chile, Guatemala, Colombia, Hong-Kong, Brasil, Japón, Canadá, Panamá, Argentina y Honduras, Puerto Rico, Paraguay y Costa de Marfil.

El interés de los medios informativos por la canonización también ha significado un impulso para la zona, ya que según comenta Garrido, ?su difusión ha servido para dar a conocer nuestra región y aumentar el número de visitantes, que vienen también atraídos por cantidad de argumentos y recursos atractivos de que dispone la Comarca del Somontano, del que el santuario es uno más de estos focos turísticos?.

El cómputo global del público que se ha acercado a visitar el santuario asciende a más de 400.000 personas. Garrido considera que se trata de un ?importante foco de atracción turística para la Comunidad Autónoma de Aragón y la provincia de Huesca, aunque, -asegura Garrido-, todavía puede ir a más y consolidarse de forma definitiva, a través de una mayor difusión si cabe?.

El Gobierno de Aragón, la Diputación Provincial de Huesca, los ayuntamientos de Barbastro, Graus y los de la Mancomunidad Turística Embalse de El Grado, junto a numerosas instituciones, han colaborado con el Patronato en varias convocatorias a lo largo del pasado año 2002.

Comentarios