El AVE Madrid-Zaragoza-Lleida comienza su cuenta atrás

Aragón Press.- A partir de este lunes unos cuantos privilegiados podrán disfrutar de un viaje en el nuevo tren de Alta Velocidad. Periodistas, profesionales del turismo, empresarios, parlamentarios y otras autoridades conocerán la segunda línea del AVE en España. Estos viajes promociónales parecen una señal clara de que no falta mucho para que todos los ciudadanos puedan disfrutar del servicio, sin embargo, el Ministerio de Fomento sigue sin confirmar la fecha definitiva de su inauguración y explotación comercial.

El tren de Alta Velocidad empezará a circular la semana que viene entre Madrid y Zaragoza, a pesar de que ni siquiera se ha inaugurado. Los trayectos tienen por objetivo dar a conocer el nuevo servicio de RENFE entre diferentes sectores: medios de comunicación, empresarios, agencias de viaje y cargos públicos. Estos viajes promocionales fueron presentados por el secretario de Estado de Infraestructuras, Benigno Blanco, el sábado 15 en Madrid, quien además confirmó que el AVE estaría listo para su explotación comercial en la segunda semana de marzo. Un día más tarde, las declaraciones de Blanco se modificaron a través de una nota emitida por el Ministerio de Fomento. El AVE Madrid-Lleida no se inauguraría en la segunda semana de marzo, sino ?a partir? de esos días. Una vez más, Fomento ha rectificado sus anuncios sobre la puesta en marcha del AVE, que debería haber estado listo para finales del año pasado. Los retrasos están motivados por la puesta en marcha del nuevo sistema de seguridad ERMTS. Álvarez-Cascos no ha aportado fechas concretas en ninguna ocasión, argumentando que la decisión depende exclusivamente de los técnicos, que darán su visto bueno ?en semanas?. Benigno Blanco, en su visita ayer a Aragón, tampoco ofreció más datos al respecto. Sin embargo, Blanco desmintió cualquier problema de seguridad en la línea. ?El Periódico de Aragón? publicaba esta semana la existencia de deficiencias en la solidez de un tramo en el término municipal de Pina de Ebro. Tanto Álvarez-Cascos como el Gestor de Infraestructuras Ferroviarias (GIF) desmintieron esta afirmación, aunque este organismo reconoció que había detectado ?un comportamiento ligeramente distinto al habitual en la geometría de la vía?. Esto se solucionaría con la intensificación del mantenimiento y la nivelación periódica de la vía. DATOS CONFIRMADOS Entre los rumores que hablan de fechas y problemas, se han dado a conocer aspectos que ya se dan por seguros, como los horarios, los precios, los modelos de los trenes y las frecuencias. En este aspecto, Zaragoza sale claramente beneficiada: los diez viajes actuales se aumentarán hasta trece. Las plazas ofertadas cada año serán 2.249.000, un 62 por ciento más de las actuales. El primer servicio a Madrid saldrá las 6,45 y el último a las 22,00 horas. Para ir a Barcelona, el primer tren abandonará la estación de las Delicias a las 6,45 horas y el último a las 20,50 horas. La otra parada de la Alta Velocidad prevista en Zaragoza es Calatayud, que no ha tenido tanta suerte. Tan sólo los trenes Altaria pararán inicialmente en la localidad, que actualmente disfruta de nueve circulaciones diarias a Madrid y siete a Zaragoza. Estos servicios pueden verse reducidos a seis y cuatro, respectivamente, si no se conservan los actuales Intercity de la línea convencional. TRES FASES La explotación comercial comenzará con lo que se denomina una ?fase promocional?, caracterizada por que los precios serán mas bajos, al igual que la velocidad (200 kilómetros por hora). Los modelos que circularán en esta etapa son Talgos Altaria y AVEs Alstom, según anunció Álvarez-Cascos en la Comisión de Infraestructuras del Congreso. En un principio se había pensado en alquilar los trenes a Talgo y Siemens, empresas adjudicatarias del concurso para suministrar los trenes que circulará a 350 kilómetros por hora. Pero, como no fue posible alcanzar un acuerdo con la alemana Siemens, se recurrió a la compañía gala Alstom. Esto significa que los viajeros irán en trenes Altaria (de Talgo) y AVE (de Alstom), similares a los que circulan ya por las vías españolas. El precio inicial del billete Madrid-Barcelona será de 43 euros. Esta tarifa subirá a medida que el sistema de seguridad ERMTS permita alcanzar mayores velocidades hasta llegar a los 350 kilómetros por hora, pero sólo en el caso de los trenes AVE. Los Altaria no pueden alcanzar los 300 kilómetros por hora, por lo que mantendrán tarifas más bajas.

Comentarios