Los ayuntamientos de la N-240 piden a Fomento compromisos concretos

20030204240.jpg

Los ayuntamientos de Lérida, Almacellas, Binéfar, Barbastro, Huesca, Sabiñánigo y Jaca han confirmado su asistencia a la reunión convocada para este miércoles 5 de febrero por el presidente de la Diputación de Huesca para analizar el estado del proyecto de la futura autovía Pamplona-Huesca-Lérida. Antonio Cosculluela subraya la importancia de crear un frente unido para presionar ante el Ministerio de Fomento. No asistirá al encuentro el alcalde de Monzón.

En un comunicado de la Diputación de Huesca se indica que a juicio del máximo?responsable de la Institución Provincial y alcalde de Barbastro, "sería necesaria la dotación presupuestaria suficiente en los presupuestos del Ministerio de Fomento, con objeto de proceder al inicio inmediato de las obras, una vez finalicen los trámites reglamentarios de cara a que el proyecto no sufra más demoras baldías".

Lejos de entrar en estériles polémicas , se indica , y sin caer en la demagogia que defienden quiénes eluden sistemáticamente la unidad de acción en un asunto que la sociedad altoaragonesa considera prioritario para su futuro desarrollo, según Cosculluela, "la Diputación de Huesca impulsará cuantas iniciativas sean precisas para agilizar y acelerar la tramitación de este eje viario, pieza fundamental para el equilibrio y la ordenación de nuestro territorio".

La Diputación de Huesca alarmada y preocupada por la alta siniestralidad que se registra en la N-240, ya solicitó meses atrás al Ministerio de Fomento la necesidad de agilizar los trámites para acometer la mejora de esta vía. Para Antonio Cosculluela "echar la culpa de los accidentes a los conductores porque corren mucho, es una auténtica desfachatez, impropia de quienes deben defender por encima de todo, los intereses de los ciudadanos". Algunos tramos de la N-240 se han convertido "en zonas de especial riesgo de accidentalidad, y por consiguiente, de siniestralidad, siendo la seguridad vial, la preocupación más importante y urgente que deben atender las administraciones públicas, locales, provinciales y regionales".

Cosculluela rechaza la opacidad que está siguiendo este expediente en su tramitación, retrasando el inicio de un proyecto vital para la provincia de Huesca. Por este motivo, los alcaldes afectados por este trazado van a "solicitar de nuevo al Ministerio de Fomento que acelere al máximo los plazos legales de ejecución administrativa y que elabore un calendario firme de períodos mínimos y máximos, incluyéndolos en los presupuestos".

Comentarios