Según UGT Aragón las cláusulas de revisión son la garantía para los trabajadores

Los datos del IPC conocidos demuestran que el 2002 ha sido el cuarto año consecutivo que el IPC interanual supera con creces el objetivo a principios de año de inflación del Gobierno central. Según UGT Aragón, entre las principales consecuencias del crecimiento de los precios hay que señalar una pérdida de competitividad con respecto al resto de los países de la UE porque al tener una moneda común se erosiona la situación de las empresas y supone un mayor riesgo para los trabajadores. A su vez, los trabajadores sufren una pérdida de poder adquisitivo de un punto porcentual, puesto que el aumento salarial pactado en convenio colectivo se sitúa en el 3,05 por ciento. UGT ha señalado que esto pone de manifiesto la importancia de las cláusulas de revisión salarial como medio para mantener el poder adquisitivo de los trabajadores.

El diferencial de precios con los países de la UE se ha ampliado. A finales del año 2001 el IPC nacional se colocaba nueve décimas por encima del índice armonizado del conjunto de la Unión Europea, en estos momentos el diferencial se ha elevado a 1,9 puntos (en UE aumento de precios del 2,1por ciento).

Los precios de consumo mantienen en Aragón un comportamiento similar al conjunto nacional. En Aragón el IPC ha aumentado un 4,1 por ciento entre diciembre de 2001 y 2002. En la comparación con el conjunto nacional, se pone de manifiesto que a lo largo del año bienes como los de alimentación o menaje han registrado un menor aumento de precios en la comunidad autónoma, mientras que en hostelería y turismo, enseñanza y vivienda crecen por encima de la media española.

El turismo está evolucionando favorablemente en Aragón, pero el aumento de los precios en la hostelería, que acumulan en los últimos años unos crecimientos más elevados que en España, es un serio handicap por cuanto suponen una erosión de su competitividad y no favorece el crecimiento sostenido, lo que seguirá pasando factura en la perpetuación de la temporalidad del sector.

Igualmente la vivienda en Aragón acumula incrementos elevados en los últimos años. Este grupo del IPC muestra la evolución de los precios de la vivienda de alquiler (no incluye la compra por ser considerada bien de inversión y no de consumo), que han aumentado en nuestra comunidad autónoma muy por encima del conjunto nacional, dificultando seriamente el acceso a la vivienda de los jóvenes en edad de emanciparse o a colectivos como los inmigrantes.

En el último mes el IPC interanual ha aumentado una décima y, además, las perspectivas en los próximos meses no son muy halagüeñas. A pesar de que el impacto es menor con un euro fuerte, el crecimiento de los precios del petróleo en los mercados internacionales suponen unas tendencias al aumento de los precios en los próximos meses. Además, en enero se verán reflejados los aumentos de las tarifas energéticas y el transporte en Aragón.

La economía está acumulando problemas muy serios. Menor crecimiento económico junto al aumento de los precios. Los trabajadores sufrimos las consecuencias en términos de pérdida del puesto de trabajo y pérdida de poder adquisitivo al costar más los bienes de primera necesidad. Son las consecuencias de la política económica del Gobierno central.

Comentarios