Teruel se sube al tren de la Feria del Libro Aragonés de Monzón

La octava edición de la Feria del Libro Aragonés, que se celebra del 6 al 8 de diciembre, se ha presentado de manera oficial en Monzón. La principal novedad de esta muestra es el esfuerzo integrador para que Teruel participará de manera activa en la misma. En la presentación han estado presentes, Nicolás Fortuño, alcalde de Monzón, el presidente del área de Cultura de la Diputación de Huesca, Salvador Ariste y el miembro del Comité Organizador, Miguel Brota.

La Feria del Libro Aragonés contará con cincuenta presentaciones de libros y la presencia de 38 editoriales. Además del taller de iniciación al Comic y exposiciones sobre Hato de Foces, los Titiriteros de Binefar, el Comic Aragonés, la revista Monte Perdido, el Ligallo de Fablans y de Cehimo. Todos ellos premios de la Feria del Libro Aragonés. Tras unos años en los que se apostó por ideas como el salón Nacional del Libro Infantil o el de la Corona de Aragón se ha vuelto a los orígenes de la muestra en la que Monzón se convierte la capital de la cultura aragonesa, de allí el interés por Teruel, plasmada en el cartel anunciador donde se recoge la localidad de Libros. La presencia de habitantes de la provincia turolense llegará vía autocares y con el alcalde de la localidad. Miguel Brota del Comité Organizador.

El alcalde de Monzón, Nicolás Fortuño, ha recordado el origen de esta idea que se ha consolidado demostrando que era una buena iniciativa.

El presidente del área de Cultura de la Diputación de Huesca, Salvador Ariste, ha señalado el apoyo desde su responsabilidad que ha multiplicado por cuatro en los últimos años. Asimismo ha recordado que desde su departamento se está trabajando en el apoyo a la literatura y, la música, destacando que la Feria del Libro Aragonés es una feria atípica pero muy acertada para la difusión de la cultura.

Comentarios