La ermita de Santa Bárbara de Barbuñales abre de nuevo sus puertas al público

2002120404 ermita Barbuñales.jpg

La alegría e ilusión de ver inaugurada la ermita de Santa Bárbara en la pequeña localidad de Barbuñales se ha hecho manifiesto en todos los rostros de los vecinos que, durante varios años han trabajado y se han volcado para que este proyecto se hiciera realidad. Inauguración que se ha hecho coincidiendo con la festividad de Santa Bárbara. Al acto han asistido Gabriel Claver, Director Provincial de Obras Públicas del Gobierno de Aragón, el presidente de la DPH, Antonio Cosculluela y el alcalde de Barbuñales y presidente de la Comarca, Ricardo Calvo.

Durante el acto de inauguración ha tenido lugar la procesión desde la plaza del pueblo de la localidad hasta la ermita donde se ha depositado ante el altar la imagen de Santa Bárbara. A continuación se ha celebrado una misa, acompañada por primera vez de música de órgano.

Un acto significativo para todos los allí presentes y motivo de celebración para los vecinos de la localidad. Entre los asistentes se encontraba el director provincial de Obras Públicas, Urbanismo y Transporte del Gobierno de Aragón, Gabriel Claver, que ha manifestado su satisfacción de poder ver finalizado uno más de los edificios religiosos que forman parte del patrimonio arquitectónico de la provincia. ?Para el Gobierno de Aragón siempre es un motivo de alegría el colaborar en la restauración de nuestro patrimonio arquitectónico, ya sea civil o religioso. Sabemos que tenemos que conservar para futuras generaciones lo que hemos recibido y, por tanto, debemos proporcionar esas ayudas?.

Por su parte, el presidente de la DPH, Antonio Cosculluela, se ha mostrado muy satisfecho con la inauguración de la ermita, destacando sobre todo la labor que han desempeñado los vecinos de la localidad con sus aportaciones económicas y algunas donaciones, que han hecho posible, junto al ?buen entendimiento entre las diferentes instituciones que han colaborado?, y sin el cual no sería posible la recuperación de todos los elementos arquitectónicos que pertenecen al Alto Aragón?.

El alcalde de la localidad, Ricardo Calvo, ha destacado la participación de los diferentes gremios que han colaborado en la restauración de la ermita, haciendo hincapié en la labor de las mujeres de Barbuñales que han trabajado en la restauración del retablo del edificio religioso que, en su día, perteneció a la Iglesia de San Viator de Huesca.

El acondicionamiento del camposanto, su entorno, así como el acceso, tanto a la ermita como al cementerio, eran otras de las necesidades en las que desde el ayuntamiento de la localidad se venía trabajando para que todo estuviera en condiciones. Un espacio entrañable por el que poder pasear y desde el que poder admirar el magnífico paisaje que envuelve a esta pequeña localidad del Somontano.

Comentarios