El apoyo de 3.500 aficionados no fue suficiente para que el BM Huesca venciera al Barça (23-25)

20021116balonbarça.jpg

El sensacional ambiente que se vivió en el Palacio de los Deportes, con récord de espectadores este año en los acontecimientos deportivos celebrados en Huesca, no se pudo redondear con un triunfo del BM Huesca ante el Barcelona. Aunque los de Toni Busto dominaron y tuvieron varios goles a su favor en el primer tiempo, los problemas de la cortedad de la plantilla, debido a las lesiones y la ausencia del Pato Martínez, terminaron pasando factura.

El Barcelona sabía que imponiendo un ritmo muy alto, la falta de relevos en el banquillo local sería clave y al final quedó claramente demostrado. El equipo oscense lo dio todo en un gran primer tiempo con un alto nivel defensivo. Tan sólo la actuación arbitral, que metió al Barcelona en el partido en la recta final de este primer tiempo, impidió que el BM Huesca hubiera tenido una renta mayor en el descanso.

Polémicas decisiones y que enfrente había un gran equipo fueron las claves. Los de Toni Busto se bloquearon en ataque en la salida del segundo tiempo y el Barcelona consiguió nivelar primero el encuentro y tras una fase de empates irse arriba, para terminar controlando el marcador. Juan Carlos Gordo ayudó desde la portería en el primer periodo, aunque en el segundo, ni él, ni Fernando Pérez, estuvieron tan afortunados.

Un dato positivo es que se demostró ante los catalanes que el BM Huesca está en disposición de luchar con los mejores equipos del grupo, aunque la falta de extremos es un hándicap muy importante y que los rivales también están empezando a aprovechar.

Sorprendió a todos el apoyo de los 3.500 aficionados desde las gradas que demostraron que el equipo no está sólo en esta aventura de intentar el ascenso. Incluso el entrenador del FC Barcelona, Toni Gerona, manifestaba a Radio Huesca Digital que ?aquí da gusto venir a jugar. Felicito a mis jugadores porque era muy complicado jugar en este ambiente que no se ve ni en la liga ASOBAL. Es el mejor pabellón de la primera división y le deseo mucha suerte a Huesca?.

Por su parte, Toni Busto terminó resignado por la derrota. ?Es una lastima que no hayamos podido ganar ante un público que nos ha estado apoyando todo el partido, pero está claro que la cortedad del banquillo nos ha pasado factura?.

A pesar de la derrota hay ambiente de optimismo en un BM Huesca que sigue luchando por los primeros puestos de la clasificación y que espera que de una vez por todas se solucionen los problemas de lesiones y de la nacionalización del Pato, para poder ver al verdadero BM Huesca.

Comentarios