El Parque de la Calle Gibraltar ya tiene proyecto y presupuesto

El proyecto ha sido redactado por el arquitecto José María Fanlo y el botánico y paisajista Carlos Avila. La primera fase del mismo se ha adjudicado a la constructora Talher-Urbaser por un presupuesto de 380.000 euros, 63 millones de pesetas, y deberá estar finalizada en la primavera del próximo año. La obra será una realidad después de que hace 11 años el Ayuntamiento planteara una posibilidad parecida.

Fanlo y Avila han planteado un diseño que permita realizar una visita del parque, accediendo por la Calle Gibraltar y llegando al centro del mismo dónde se habilitará una carpa suspendida que actuará como zona de acogida. De allí partirá la visita pasando por los tres jardines en los se han dividido los 6.500 metros cuadrados del terreno disponible: el jardín de las estaciones con plantas que florecen en primavera, verano, otoño e invierno; el de los sentidos con vegetación variada, y el de los ambientes, con árboles y arbustos de ribera, esteparios, mediterráneos y alpinos.

Esta vegetación respetará la ya existente, un pinar poco cuidado, pero en plena madurez que convivirá con las nuevas especies, ha explicado el paisajista Carlos Avila.

La noticia ha llenado de satisfacción a los vecinos de la zona, ya que esta inversión era una de sus viejas reivindicaciones, ha señalado el presidente de la Asociación de Vecinos del Perpetuo Socorro, José Lloret.

La intención del Ayuntamiento de Huesca es integrar de forma real esta zona en la ciudad para que deje constituir un peligro, ya que en sus inmediaciones se han producido numerosos episodios de inseguridad ciudadana. Así se va a iluminar convenientemente el parque y se abrirá una nueva calle peatonal para que se pueda llegar por entre la vegetación hasta el parque del Isuela.

Los terrenos dónde se llevará a cabo el proyecto se encuentran lindantes con la calle Gibraltar, son propiedad del estado y fueron abiertos al público cuando Luis Acín, como alcalde de la ciudad, ordenó derribar la tapia que impedía el paso. La tapia se derribó, pero no se urbanizó ni se iluminó la zona, un espeso pinar que ha terminado siendo un lugar frecuentado por toxicómanos.

Merced a un convenio que en su día firma el por entonces presidente de la Diputación de Huesca, Rodolfo Aínsa, estos terrenos revertían de nuevo al estado si no se ejecutaba un proyecto de interés provincial. Es por eso que en el proyecto que se ha diseñado se involucrado de forma activa la Diputación Provincial a través del vivero.

El objetivo de este parque será proporcionar formación práctica en los diferentes niveles educativos a los alumnos de la provincia de Huesca y además servir de espacio lúdico para los habitantes de la ciudad, la comarca y la provincia, según reza en el convenio que en su día firman el Ayuntamiento de Huesca y la Institución Provincial para acometer el proyecto.

Comentarios