La reforma del lAE impulsará la creación de pymes y la actividad económica

Las Cámaras valoran positivamente el proyecto de reforma del sistema de financiación local, que suprime el IAE para la mayoría de los contribuyentes. La supresión de este impuesto sobre el desarrollo empresarial es positivo, especialmente sobre pymes, autónomos y emprendedores que inician su actividad. La reforma impulsará la creación de pequeñas y medianas empresas y aumentará la actividad económica.

Desde su entrada en vigor en 1992, este impuesto ha planteado diversos problemas de aceptación, debido a la propia configuración de su estructura. El IAE grava el ejercicio de la actividad o negocio, con independencia de los resultados o de que exista o no afán de lucro o beneficios. Esto ha supuesto un incremento de los contribuyentes y un aumento importante de la presión fiscal. Además, las tarifas son objetivas y de aplicación directa, incrementándose con porcentajes adicionales que elevan substancialmente la cantidad que debe pagar el contribuyente.

No obstante, las Cámaras de Comercio manifiestan la necesidad de que la supresión del Impuesto garantice la función censal que cumple en la actualidad. Se corre el peligro de perder información sobre la mayoría de las empresas radicadas en un determinado municipio. Además, la Cámara de Huesca subraya la necesidad de establecer compensaciones de forma que este nuevo sistema de financiación no perjudique a los intereses de entidades públicas como ayuntamientos, diputaciones o las propias Cámaras, con el fin de que puedan mantener los niveles de ingresos necesarios para el desempeño de sus fines sociales".

En su momento, la creación de esta figura impositiva generó alguna ventaja en el proceso de simplificación de la estructura tributaría municipal. El IAE concentró en un solo impuesto las licencias fiscales de actividades comerciales e industriales, las actividades profesionales y de artistas, el impuesto sobre radicación y publicidad, así como el impuesto municipal sobre el gasto suntuario. Además, se le confirió un carácter censal, función clave que continúa cumpliendo en la actualidad.

Comentarios