El Gobierno de Navarra sigue tomando decisiones para la construcción de la Autovía Pamplona-Jaca-Huesca

20021008autovia 2.jpg

La próxima construcción de la autovía Pamplona-Jaca-Huesca obliga a prever las futuras conexiones de las principales vías de entrada y salida de la capital Navarra. La unión del enlace de Noáin con la A-15, la autovía a Jaca, la N-121 y la futura ronda supereste se convertirá en el nudo de tráfico más importante de Navarra. El Gobierno, según recoge el Diario de Navarra, ha iniciado el proceso administrativo con la declaración de proyecto de incidencia supramunicipal de las alternativas para esta gran conexión.

El Gobierno ha declarado de incidencia supramunicipal el estudio de alternativas para poder reservar el suelo afectado por el futuro enlace de Noáin y el comienzo de la autovía Pamplona-Jaca-Huesca. De sus proximidades partirá la futura "ronda supereste" que rodeará la cuenca de Pamplona desde Noáin, por la parte derecha de Tajonar y de Badostáin hasta enlazar con la carretera Pamplona-Francia, a la altura de Olloki en Esteribar.

En el enlace de Noáin e inicio de la autovía a Jaca, que se iniciará en breve, coinciden otras importantes vías como la autopista A-15, la N-121, además de la "ronda supereste", ya contemplada en las Normas Urbanísticas de la comarca de Pamplona.

Este nuevo nudo viario cambiará los movimientos de tráfico que actualmente se producen en el tramo existente entre Noáin, la Ronda Oeste y el comienzo de la Ronda, que registra el mayor volumen de circulación rodada de Navarra, con 45.000 vehículos diarios.

Sólo en la ronda supereste se prevé que en el 2020 tendrá un tráfico de entre 17.000 y 18.400 vehículos por día. Cuando la obra contemplada en el proyecto entre en servicio, la zona se convertirá en el nudo de comunicación más importante por la cantidad de tráfico que circulará por esas vías, según los responsables del departamento de Obras Públicas del Gobierno de Navarra.

Asimismo, con la reforma del enlace de Noáin para su conexión con la futura autovía a Jaca, entre el edificio de Caceco y la zona industrial de Noáin, está previsto ya un nuevo carril, con lo que esta conexión dispondrá de cuatro carriles. El estudio promovido ahora por el Ejecutivo foral se someterá simultáneamente y durante el plazo de un mes a información pública y a la audiencia de los ayuntamientos cuyos términos municipales queden afectados por la infraestructura proyectada.

Comentarios