Tercer desfase presupuestario de Casa Aisa

20021009aisa.jpg

El presupuesto de esta obra alcanza ya los tres millones seiscientos mil euros, 600 millones de pesetas. Un presupuesto que se ha triplicado respecto al de partida, que no superaba el millón doscientos mil euros.

El proyecto se ha ido de presupuesto por varias razones, la más importante fue el requerimiento de la Dirección General de Patrimonio de conservar la fachada del edificio original, ello obligó a elaborar por el gabinete de arquitectos redactores un nuevo proyecto y a apear todo el muro delantero de lo que fue Casa Aisa, un apeo que ha supuesto cortar la calle al tráfico rodado.

Posteriormente Patrimonio también obligó a realizar unas catas arqueológicas en el solar del edificio, y con el resultado de las mismas, una excavación en toda regla. Excavación para la que hubo de hacerse por primera vez en Huesca un proyecto particularizado. En los próximos días la empresa encargada de realizar estos trabajos procederá a iniciarlos, pues el Ayuntamiento ya ha concedido la oportuna licencia.

Ahora ha habido que efectuar una modificación en los accesos y el patio para permitir la entrada de vehículos. Se habla ya de un nuevo desfase que sitúa a este Centro de Día en unos parámetros presupuestarios impensables en un principio.

La financiación de la obra corre a cargo de la Consejería de Salud, la Caja de Ahorros de la Inmaculada y el Ayuntamiento de Huesca, y si bien hay preocupación por el aumento presupuestario, también lo hay por que hay dudas sobre la rentabilidad de la inversión necesaria y porque una necesidad social como es un Centro de Día para la tercera edad en Huesca, por segunda vez consecutiva no encuentra salida. Si en su día se torció el proyecto de Capuchinas, en este caso, el de Casa Aísa, no hace sino encontrar traba tras taraba, retraso tras retraso. A principio de mandato se presentó el proyecto, en el final del mismo no se ha podido colocar todavía la primera piedra, a pesar de que ya se han redactado dos proyectos técnicos y existe la consignación presupuestaria necesaria.

Comentarios