El Alcanadre, principal río de la provincia de Huesca carente de regulación

20021005rio ara.jpg

Los principales ríos de la provincia de Huesca cuentan con distintos grados de regulación hídrica, con la excepción del Alcanadre, Ara e Isábena. El que ofrece mayores problemas ante posibles avenidas es el Alcanadre, cuya regulación se incluye en el Plan Hidrológico de la cuenca del Ebro, aunque su ejecución se prevé a largo plazo.

En la actualidad las principales regulaciones pendientes en el Alto Aragón son las previstas para el Gállego, en Biscarrués; el Ésera, en Santaliestra; y el Cinca, por derivación, en el Barranco de Susía. No citamos el embalse de San Salvador porque se ubicará en el Canal de Zaidín.

Más a largo plazo está previsto regular el río Alcanadre, si bien es un proyecto muy en mantillas, respecto al que todavía no se sabe a ciencia cierta dónde se ejecutarían las obras. Supondría, al margen de la actividad económica derivada de sus reservas, el control de avenidas que suelen generar bastantes problemas en la zona baja del río, por ejemplo en la localidad de Ballobar.

El río Ara iba a contar con la construcción de un embalse, el de Jánovas, que finalmente quedó descartado por motivos medioambientales. Los antiguos habitantes de este núcleo reivindican la reversión del patrimonio expropiado en su día.

En estos momentos, se está construyendo el embalse de Montearagón, en el río Flumen, del que se beneficiará la ciudad de Huesca, con la mejora de su abastecimiento de agua de boca; los regadíos del entorno de esta ciudad; y el caudal ecológico del propio río, ya que Belsué y Cienfuens no tienen capacidad para garantizarlo.

El presidente de la Confederación Hidrográfica del Ebro, José Vicente Lacasa, ha defendido estos proyectos, en las últimas horas, por sus beneficios no sólo económicos, para abastecer el regadío, sino también desde el punto de vista medioambiental, por garantizar el caudal ecológico, y desde el punto de vista turístico. Pone el ejemplo de las actividades deportivas que se practican en el Gállego con el agua procedente de Búbal.

Comentarios