El portavoz de Hacienda del PSOE pide en Panticosa que la política de familia debe funcionar también fuera del IRPF

Germá Bel, portavoz de Hacienda del PSOE en el Congreso de los Diputados y profesor de Política Económica de la Universidad de Barcelona, ha manifestado en Panticosa en los cursos Pirineos que ?la actual reforma del IRPF que está llevando a cabo el Gobierno no soluciona los principales defectos que tiene en estos momentos?.

Bel ha participado en el curso organizado por la UIMP ?Los servicios avanzados en el desarrollo económico?, donde ha comparado el proceso de liberalización de los servicios energéticos y de telecomunicaciones en España respecto a Europa.

Ha hecho especial hincapié en la necesidad de reformar la actual fórmula de incentivos a las familias. Según el diputado socialista, hacer estas reducciones sólo a través del IRPF es un error ya que, ?tal y como están articuladas, tienen un efecto más positivo para los niveles altos de renta. Además, hay que tener en cuenta que el nivel de ingresos de muchas familias es tan bajo están fuera del IRPF y ni siquiera se pueden acoger a estas deducciones fiscales; sin embargo, es en las familias medias y bajas donde se concentran los mayores problemas de necesidad de conciliación entre las decisiones de natalidad, la permanencia en el mercado de trabajo, la educación de calidad para sus hijos, el cuidado a mayores, etc. La política de familia debe funcionar también fuera del IRPF para que pueda llegar a las economías de rentas medias, bajas y muy bajas?.

En su intervención ha explicado el proceso de liberalización de los servicios energético y de telecomunicaciones en España. Según Bel, si se compara con la situación de Europa hay un retraso importante en cuanto al grado de competencia que tienen las empresas del sector. ?Esto se debe a que hay una contradicción entre el modelo de privatización que se ha seguido y el modelo de política de competencia que se está aplicando donde todavía el Estado juega un papel muy proteccionista y protector de las intereses de loas grandes empresas?.

Respecto a las subidas de precios en las tarifas de telefonía fija que ha planteado el Gobierno recientemente, Bel considera que se debe, en parte, ?a la voluntad del Gobierno de reforzar el músculo financiero de estas empresas por los problemas que han tenido en sus inversiones en América Latina y que han repercutido en caídas bursátiles fuertes. Además, estas caídas pueden estar incomodando al gobierno porque afectan también a muchísimos españoles que invirtieron en acciones de Telefónica y Endesa a través de las ofertas públicas de venta por las que el Estado salió de estas empresas?. Para Germá Bel las medidas que se van a adoptar no son las correctas puesto que ?los monopolios son ya privados y lo que debería impulsarse sería una política decidida de las competencias y la mejora en precios y calidades para los consumidores?.

Sobre la calidad de estos servicios, Germá Bel ha hecho referencia a los problemas en el suministro energético que están teniendo determinadas Comunidades Autónomas. Según los últimos datos conocidos de rentabilidad de las empresas energéticas, muestran un incremento del 16% de beneficios. Para el diputado socialista?no se puede hablar de debilidad de las empresas. Las inversiones que se necesitan para poder atender las demandas punta no puede hacerse a través de subidas de tarifas ?

El actual proyecto de ley del IRPF que esta en tramite parlamentario y que, previsiblemente se apruebe a finales de año, prevé, por una parte, ajustar el IRPF por la inflación acumulada desde 1999 y, por otra, continuar con las medidas de desfiscalización de las rentas de capital. Para Germá Bel, con esta reforma se corrige el impuesto con la inflación pero no de una forma igualitaria para todos los contribuyentes al tener un impacto menor en las economías de rentas medias y bajas, que no pueden acceder a determinadas exenciones fiscales; por otra parte se agrava, en perjuicio de los ingresos por trabajo, el desequilibrio entre lo que se tributa por los ingresos en nómina y lo que se paga por ingresos de capital. En este sentido, Bel avanzó las propuestas que planteará el PSOE en sus enmiendas: establecer por ley la actualización del impuesto por la inflación, acentuar el carácter equitativo del conjunto de las deducciones, especialmente por familia y por hijos, y limitar la reducción de tributación de las ganancias de capital. ?Vamos a intentar que la reforma se haga de una manera equitativa e igualitaria pero pensamos que el IRPF no necesita una reforma ligera sino en profundidad. Es un impuesto que se ha hecho viejo y sus grandes defectos actuales no se van a tocar sino que se verán agravados. Debemos ir a un nuevo diseño del IRPF que mejore la situación de las rentas por trabajo, equilibrar su tributación a las de capital y reducir las vías por las cuales algunas rentas pueden escapar a este impuesto?, ha manifestado Bel.

Por otra parte en relación con la información contable en el contexto internacional este miércoles y hasta el próximo viernes día 20, expertos en economía y contabilidad analizarán el ?Libro Blanco de la Reforma Contable?, los efectos fiscales o sus repercusiones en las empresas españolas. Participarán José Antonio Gonzalo Angulo, coordinador del Libro Blanco, Paulino García, de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, José Luis López Combarros, Presidente del Instituto de Contabilidad y Auditoría de Cuentas así como representantes de empresas como Telefónica y Opel España.

Comentarios