150 núcleos altoaragoneses corren el riesgo de quedar deshabitados

?Un futuro para el medio rural? es el título de las jornadas técnicas que se celebrarán en la Residencia de Panticosa del 27 al 29 de septiembre con el fin no sólo de analizar la problemática de la despoblación sino también con el de buscar soluciones, las cuales pasan por implicar a la sociedad en su conjunto (administraciones, asociaciones, habitantes en general,...). En la actualidad hay 400 núcleos deshabitados en la provincia de Huesca, cifra que puede elevarse en 150 más en los próximos años.

Estas jornadas técnicas sobre alternativas a la despoblación permitirán analizar este fenómeno desde el punto de vista histórico, así como las iniciativas puestas en marcha hasta la fecha para frenarlo, sin olvidar la inmigración como alternativa a la pérdida demográfica que experimentan las comarcas aragonesas. Cobra especial protagonismo el papel que juegan las mujeres y los jóvenes en este capítulo.

José Luis Acín, director del Centro de Estudios sobre la Despoblación y el Desarrollo del Ámbito Rural, apunta que es esencial, para que la ciudadanía se sienta llamada a habitar el medio rural, contar con infraestructuras suficientes. Se han de dar salidas económicas, de servicios,... en las distintas comarcas aragonesas. Todo ello en combinación con la preservación del medio ambiente.

Las jornadas técnicas sobre alternativas a la despoblación, que se celebrarán del 27 al 29 de septiembre en la Residencia de Panticosa, permitirán dar a conocer propuestas de desarrollo rural desde las experiencias de sus auténticos protagonistas (personas y colectivos con proyectos de repoblación en marcha), así como planteamientos de dinamización cultural, social y económica de las comarcas, establecidos bajo la premisa del aprovechamiento de los recursos endógenos de cada territorio, y de sus activos culturales y patrimoniales.

Comentarios