Los mensajes comprometidos y los ritmos trepidantes llegaron a Pirineos Sur con Mallacán

El Festival Pirineos Sur inició este domingo un homenaje a los grupos y solistas que tienen un objetivo común: trasmitir un mensaje de esperanza a través de estilos musicales distintos. Este programa, que se prolongará hasta el día 31 de julio, se comenzó con la energía de la agrupación aragonesa Mallacán en la Carpa de Sallent de Gállego, donde el grupo mostró, una vez más, que su fusión mestiza sirve de cauce para la difusión de una serie de mensajes comprometidos con causas como la ecología, el feminismo, las culturas y los pueblos amenazados.

Con la algarabía propia del grupo y su música insurgente la noche del domingo se convirtió en una explosión festiva en Pirineos Sur.

Esta agrupación nació en 1994 con la intención de romper tópicos en torno al uso del idioma aragonés como medio de expresión musical y de buscar nuevos caminos en la fusión del rock con otras tendencias como el reggae, el ska, el rap y el folk, propuestas que desarrolló en el escenario de Pirineos Sur, totalmente lleno de público.

Enma Martínez, (voz y pandereta) Fernando Llorente (voz y guitarra), Sito Andrés (guitarra), Arturo Sánchez (batería) Chabi Crespo, (acordeón, teclados y voz) Rafael Sánchez, (gaita de boto, dulzaina, trompeta y percusiones) Álex García, (trombón y percusiones) y Maria Irigoyen (bajo) ofrecieron un gran espectáculo musical en el que el público no paró de bailar al ritmo de ?Resiste, resiste?, ?Romería de San Antón? o ?Faxistas, razistas?.

El grupo, heredero de Ixo Rai pero con mensajes más radicalizados tanto musicalmente como ideológicamente, reivindicó en el escenario la identidad aragonesa durante más de dos horas y media, tiempo aproximado que duró el concierto.

Este martes subirá al escenario de Sallent el grupo Kajeen que actúa con Le N?Gowa Sound System. Kajeen mezclará armoniosamente el ragga, el reggae y el soul para conseguir un nuevo sonido que, además, tiene un contundente mensaje: el combate contra todas las formas de opresión y la esperanza de fortalecer la confianza de los perseguidos.

Comentarios