La actitud de RENFE pone en pie de guerra a las asociaciones en defensa del ferrocarril de la provincia

La Asociación Amigos del Tren del Altoaragón, la Coordinadora Binéfar a todo tren, la Plataforma en defensa del ferrocarril de Monzón y la Coordinadora para la reapertura del ferrocarril Canfranc-Olorón han emitido una nota en la que muestran su ?indignación? por la negativa de Renfe a asumir la mitad del ?hipotético? déficit de explotación del nuevo tren Zaragoza-Binéfar, y su prolongación hasta Lérida, que estas organizaciones habían propuesto que empezase a funcionar el próximo otoño.

Joaquín Coll, presidente de la Asociación de Amigos del Tren del Alto Aragón, ha indicado que si ?RENFE se niega a asumir el coste de un servicio público?, ?no asume su compromiso político y social?, al tiempo que indicaba que ?Aragón está diezmado de vías de tren?.

El estudio realizado por las cuatro organizaciones, que se plasmó en una propuesta concreta de horarios que fue asumida por el Gobierno de Aragón, el cual la planteó a Renfe en el marco de sus habituales contactos con la empresa ferroviaria, demostraba la necesidad de establecer un nuevo servicio que, saliendo de Zaragoza sobre las 6,30 de la mañana, permitiera llegar a Monzón, Binéfar y Barbastro (esta última combinando con el autobús), en torno a las 8, para regresar después de las 3 de la tarde.

Respecto a la decisión del Departamento de Obras Públicas, Urbanismo y Transportes del Gobierno de Aragón de convocar la licitación del estudio de viabilidad técnico-económica de la reapertura de la línea ferroviaria entre Barbastro y Selgua, hoy en desuso y popularmente conocida como ?La Burreta?, Coll señalaba que se trata de ?una gran noticia? tras la desaparición de esa línea hace 20 años.

Recordamos que el plazo de ejecución del proyecto es de 4 meses y el presupuesto de contrata para este estudio, junto al que atañe a la línea Alcañiz-Samper de Calanda, es de 96.000 euros.

Comentarios