Las melodías y ritmos africanos caldearon el ambiente frío del auditorio natural de Lanuza

Souad Massi y Jabu Khanyile & Bayete ofrecieron variados sones, cargados de emotividad, en los que reivindicaron la defensa de los derechos humanos

El especial ?Áfricas? llegó la noche del jueves al auditorio natural de Lanuza con los ritmos africanos de dos grandes artistas; Souad Massi y Jabu Khanyile & Bayete, que ofrecieron variados sones, movidos y suaves, cargados de emotividad, en los que expresaron la necesidad de luchar por la defensa de los derechos humanos.

Souad Massi, gran amante de la música tradicional de su país, Argelia, inició el concierto en el escenario flotante en una noche fría, que logró calentarse con las melodías lentas y los ritmos más rápidos de su música, con canciones como ?Hayati?, ?Blady? o ?Denya?.

Pese a su juventud, es la artista que actualmente guía a la nueva generación de músicos argelinos. Con su dulce voz cantó en kabil y francés una música que está próxima al folk-rock, rica en suaves armonías y con letras humanas y sensibles.

Su atmósfera musical combinó guitarras eléctricas y flamencas, laúd árabe y muchos otros instrumentos.

La cantante argelina, que reconoció el gran grado de aceptación de su música en el Magreb, expresó en la rueda de prensa previa al concierto, el amor que siente por la música tradicional de su país y anunció que grabará en septiembre un nuevo disco que saldrá a la luz en enero de 2003.

Tras su brillante actuación llegó otra no menos brillante, la de Jabu Khanyile & Bayete. En esta actuación sus voces voces se mezclaron, se acompañaron y armonizaron maravillosamente. El público quedó encandilado y no dudó en responder, emocionado, pidiendo más música.

Con un lenguaje puramente africano, hizo una sentida llamada a la unión de su pueblo a través de una antigua plegaria zulú, un mensaje de paz y la preservación de la propia cultura. Durante su encuentro con los medios de comunicación se enorgulleció de haber sido el único grupo que ha hecho bailar a la Reina de Inglaterra, tal como la soberana le comunicó recientemente durante una actuación en aquel páis.

Esta noche subirá al escenario la berebere Najat Aatabou, gran estrella de la canción popular chaabi en el reino de Mohamed VI, que sustituye a Natacha Atlas. Esta excepcional cantante se inspira en las numerosas cartas que recibe de mujeres marroquíes que le escuchan y le cuentan sus problemas y a las que responde cantando. Los temas más comunes de sus melodías son las heridas de amor, las mentiras o los hogares paralelos. Actuará junto a The Shrine Synchro System, con sonidos poderosos e imágenes deslumbrantes. Finalmente, mañana, sábado, la noche ?Cuba: pasado y presente? llevará al escenario a La Casa de la Trova y a P-18.

Comentarios