El independiente

José Luis Rodrigo

La historia se manifiesta terca en los prolegómenos electorales. Los partidos políticos, fundamentalmente aquellos a los que no les van demasiado bien las cosas, andan sumergidos en la búsqueda del preciado y escaso ?mirlo blanco? para presentarlo, en Mayo de 2003, a las elecciones municipales.

En los círculos capitalinos ha vuelto a reverdecer la idea del candidato independiente, figura que desempolvan ante cada comicio las estructuras de algunos partidos, bien para encabezar sus listas, bien para reforzarlas.

A fecha de hoy la situación es, más o menos, la siguiente: el socialista Fernando Elboj parte con ventaja y quiere mantener su actual equipo; el PP sigue deshojando una difícil margarita y baraja muchos... pero muchos nombres; en IU llega la forzosa renovación, pues Pérez Navasa, su mejor opción, ha decidido abandonar el consistorio, desoyendo los cantos de sirena de un PSOE que le ofrecería gustosamente un puesto de independiente, consciente del buen trabajo que ha desarrollado en el área de urbanismo; la CHA mantendrá esquema ?y momentos de gloria- con Azucena Lozano y el PAR, ¡vaya, vaya con el PAR!, ha entrado en una pugna de familias, buscando alivio en un independiente.

Los manuales de política, renglones torcidos de los prebostes partidarios de turno, dan para mucho. Todo es justificable. Si es razonable que se apueste por el cambio y la renovación, como fórmula de acercamento al electorado, tambien se justifica la continuidad cuando la gestión se ha superado de manera satisfactoria. Huesca será excepción. Los munícipes del PAR pueden presentar en la próxima rendición de cuentas un balance bastante sobresaliente; bien es verdad que en buena medida gracias al pacto de gobierno que tiene en Zaragoza con el PSOE. Cuartel de la Policia Local, gestión del medio ambiente, senderos, Centro de Arte Contemporáneo, subvenciones para el Multiusos, promoción turística, Walqa o, lo que es más importante, estabilidad y equilibrio del gobierno municipal: ¡que llevamos unos años...! La autoridad nacional-regionalistas ha tirado por la calle del medio dictando sentencia. Al hilo del tremendo ?guirigay? que tiene en Zaragoza con una lucha cainita por el control del aparato y el reparto de cargos y prebendas, el partido, partido, ha dictado sentencia...¡que viva el independiente!

¡Y luego nos quejamos de que en esta tierra no haya líderes!

Comentarios