Arturo Ripstein, de nuevo homenajeado en el Festival de Cine de Huesca

El cineasta mexicano Arturo Ripstein, homenajeado en 1995 con el Premio Ciudad de Huesca, volverá a encontrar su sitio en el Festival Internacional de Cine de esta ciudad con la reposición de la hasta hace poco desaparecida "La hora de los niños". Hace un año se consiguió rescatar este título que hace el número cuatro de su filmografía, iniciada con ?Tiempo de morir? en 1965. ?La hora de los niños?, película de 1969, estuvo perdida durante 30 años y hasta la fecha pocos la han podido ver.

Otro nombre propio a destacar en esta 30 edición será el de Marlene Dietrich, a cuyo centenario acude el festival con una exposición fotográfica y una retrospectiva de su obra. El 27 de diciembre del pasado año comenzó el centenario del nacimiento de Marlene Dietrich. El Festival de Cine de Huesca brinda su particular homenaje al recuerdo de la estrella de míticas piernas durante su 30 edición con una selección de sus mejores trabajos para la pantalla grande y la inauguración de una exposición fotográfica con la actriz alemana como centro. "Marlene Dietrich. 100 años de glamour" es el título, tanto de la muestra fotográfica, que se podrá contemplar en la Sala de Exposiciones del Centro Cultural del Matadero, como del ciclo de películas: Der blaue engel (El ángel azul, 1930), Joseph von Sternberg Morocco (Marruecos, 1930), Joseph von Sternberg Shangai Express (El expreso de Shangai, 1932) Joseph von Sternberg y Witnees for the prosecution (Testigo de cargo, 1957), Billy Wilder.

Este año será novedad en el Festival de Cine de Huesca la sección "Maestros del Doc", en donde se han programado tres títulos de otros tantos cineastas que acudirán a Huesca como representantes de la actual y activa producción documental española: Jaime Camino, con "Los niños de Rusia"; Javier Corcuera, con "La guerrilla de la memori", y Fernando León de Aranoa, que presentará "Caminantes".

El certamen oscense también ofrecerá durante esta edición la oportunidad de poder acudir al cine más allá de las sesiones habituales. Una nueva sección, "Sexo, drogas y rock´n roll", nace con vocación de escenario de madrugada de títulos y cineastas tan interesantes como peculiares. Muestra de ello es la selección con la que este año se abre la sesión más nocturna: "Saló o los 120 días de Sodoma" (1975), Pier Paolo Pasolini; "Seom" (La isla, 2000), "Hyun-Seok Kim"; "Hedwig and the angry inch" (2000), de John Cameron Mitchell.

También dentro de las novedades de los treinta años que cumple esta edición, el Festival de Cine de Huesca quiere aunar el buen cine con la buena mesa con "Cine y gastronomía". Con motivo de la proyección de "El festín de Babette" (Gabriel Axel, 1987) y "La gran comilona" (Marco Ferreri, 1973), el certamen oscense ofrece la oportunidad de compartir los platos inspirados en dichos títulos en dos restaurantes de Huesca: Restaurante Las Torres y Lillas Pastia, respectivamente. Aquellos aficionados que reserven mesa los días de proyección, podrán acceder libremente a los pases de dichas películas.

Comentarios