Un 600 por 500.000 pesetas

Este pequeño gran coche es uno de los sueños de cientos de coleccionistas. En Huesca puede llegar a haber unos 25 en buenas condiciones y con capacidad de circular, una cifra importante para la escasez de este tipo de utilitario. En 1957 se puso a la venta en España con el precio nada desdeñable de 70.000 pesetas, cantidad que había que pagar al contado. Hoy supondría un precio de unas 500.000 pesetas pero dependiendo del modelo y las condiciones en las que se encuentre. Los más caros son los de la serie 1 o 2, es decir los que tienen unos 40 años de antigüedad y que incluso las puertas se abren al revés.

En estos momentos tener un 600 y poder disfrutar de él es todo un lujo y nuestra ciudad cuenta con varios de estos vehículos de diferentes colores que alegran la vista y llaman la atención entre los viandantes por su escasez y los recuerdos que este modelo lleva consigo tras tantos años de historia.

El 600 fue presentado en el Salón del Automóvil de Ginebra de 1955, diseñado por Dante Giacosa (1905-1996), prestigioso y conocido ingeniero italiano que trabajaba para la casa FIAT. Cuando preguntaron a Dante Giacosa de cual de sus coches estaba más orgulloso, contestó sin la menor duda, "del 600".

Del 600 se fabricaron diversos modelos, tales como el comercial, el descapotable, la formicheta, etc... Con el tiempo (hasta 1973), hicieron de este vehículo el utilitario más popular jamás construido, estaba enfocado para motorizar a la gran clase media española, que no podía comprarse otro vehículo mucho más lujoso. Las previsiones de ventas eran bastante optimistas, pero el éxito alcanzado superó cualquier expectativa.

El 600 es un vehículo con motorización de 633 c.c. y con una potencia de 21,5 CV a 4.500 rpm, con una velocidad máxima de 95 Km/h. En 1957 se puso a la venta en España con el precio nada desdeñable de 70.000 pesetas, cantidad que había que pagar al contado. Hoy supodría un precio de unos 2 millones de pesetas.

Comentarios