Bajo el umbral de la pobreza 46.000 personas viven en el Altoaragón

La provincia tiene un total de 65.195 hogares de estos, 1.990 viven bajo el umbral de la pobreza. Las necesidades en la sociedad oscense siguen siendo importantes. El último informe de Foessa apunta que en Huesca capital 340 hogares (unas 2490 personas) se encuentran en la franja de la pobreza extrema y otros 550 (3220 personas) en pobreza grave. La cantidad de personas pobres en Aragón asciende a 275.670 personas, lo que significa un 22,6% de la población total.

Según Caritas, cerca de 125.000 jóvenes viven en España una situación de pobreza grave. En el caso de los jóvenes, la incultura se asocia fuertemente con la pobreza severa, el hacinamiento y con la falta de equipamiento básico para la vivienda, e incluso con el paro y la enfermedad. En España 8.509.000 personas viven bajo el umbral de la pobreza. De todos ellos, alrededor de 1.743.000 son jóvenes de 15 a 24 años

Este informe efectúa una subdivisión de la población pobre en cuatro grupos: pobreza extrema, pobreza grave, pobreza moderada y precariedad social. Y por diócesis el estudio hace una breve caracterización de cada una.

La Diócesis de Jaca da un porcentaje de pobreza menor a la media de Aragón, con un 11,6% de hogares bajo el umbral de la pobreza. Se trata de una población fundamentalmente de pobreza relativa, de personas mayores con bajo nivel cultural, con un alto porcentaje de pensionistas y minusválidos.

En la diócesis de Barbastro hay pocos habitantes y dispersos con una población que se encuentra mayoritariamente en pobreza relativa, que es mayor y con altos porcentajes de enfermos y minusválidos

Respecto a la de Huesca la diócesis divide la zona entre mitad rural y mitad urbana. El 26,7% de las personas pobres lo son de forma severa. Con un alto índice de juventud entre ellos, pocos son los que trabajan normalmente. Entre los problemas más graves destacan el alcoholismo y los ancianos con necesidad de atención integral.

El refugio en Huesca acogió en sus instalaciones a 1617 personas que realizaron un total de 6.468 pernoctaciones el pasado año. El 90% de los usuarios fueron hombres y por edades, entre los 31 y los 40 años es la franja que más cantidad de usuarios recoge con un total de 538, seguido por la de 41-50 años con 409 personas, y de 21-30 con 390. La cantidad de extranjeros que han pasado por el refugio asciende a 265.

Comentarios