CHA pide al Ministerio mejoras en los túneles de Monrepos

El diputado José Antonio Labordeta solicita mejoras en las medidas de seguridad del túnel de Monrepos y recuerda el estudio del real automóvil club de España (RACE) que mostraba la preocupación por las insuficientes medidas de seguridad de este túnel, preocupación que se incrementa tras la tragedia de san Gotardo y el incidente del pasado martes.

El Real Automóvil club de España (RACE), analizó la situación actual del túnel aragonés de Monrepós, en la N-330 y de su análisis se desprendió que preocupa especialmente que, de producirse un incendio u otro tipo de urgencia, los bomberos tardarían veinte minutos en llegar hasta su interior, por lo que lo único que podría hacerse es ?recoger las cenizas que quedaran?, según el informe.

Igualmente se destacaba que tampoco hay

mecanismos eficaces para dar instrucciones a los automovilistas, y que los postes SOS no funcionaron durante la visita del (RACE) debido al deterioro que días anteriores había producido la sal utilizada durante el invierno.

Por ello, el diputado de CHA José Antonio Labordeta preguntó al Ministerio de Fomento acerca de las medidas a tomar ante el informe realizado por la (RACE).

En la respuesta el Ministerio de Fomento informa que las actuaciones que se realizan para controlar la seguridad de los túneles de Monrepós en la caretera N-330, son las revisiones periódicas y programadas sobre el funcionamiento de los dispositivos de seguridad y control, servicio incluido en el contrato de conservación integral del sector HU-3 de la provincia de Huesca.

Para Chunta Aragonesista los responsables del centro de control del túnel deberían ser quienes determinaran los medios necesarios para garantizar la seguridad, como disponer de un vehículo de intervención rápida con equipo para el rescate de personas y la extinción de pequeños incendios, y quienes, una vez identificada una avería en los postes SOS, fueran competentes para la inmediata reparación.

El Diputado en el Congreso, José Antonio Labordeta se suma a las recomendaciones encaminadas a aumentar la seguridad en los túneles, y que pasan por un mayor control del paso de mercancías peligrosas, la mejora de los sistemas de comunicación desde el centro de control hacia los automovilistas en el interior del túnel, reubicación de los postes SOS y de los extintores, instalación de sensores que detecten la retirada de los extintores, realización de ejercicios prácticos de urgencias y realización de auditorias independientes sobre los sistemas de seguridad. Todo ello sin olvidar que el problema de base es que pese a que los costes del transporte por carretera son muy superiores al del ferrocarril, si se tienen en cuenta el conjunto de costes ambientales, sociales y de seguridad, el abandono de las líneas por parte de RENFE ha llevado a que al contrario de lo que ocurre en el resto de Europa, el tráfico de mercancías en el Estado Español se realiza mayoritariamente por carretera.

Comentarios