La llegada del frío y la nieve obliga a tomar precauciones al salir a la montaña.

Las bajas temperaturas y la nieve son algunas de las mayores dificultades que nos podemos encontrar al salir a la montaña en esta época del año. Después de la bonanza climática que hemos vivido en el mes de octubre, es momento de reforzar las precauciones para evitar situaciones comprometidas en nuestra aventura del fin de semana.

Los deportes de montaña son una de las grandes atracciones turísticas que tiene la provincia. Además, si las condiciones de nieve son las idóneas, puede comenzar en breve la campaña de esquí. Actividades que ganan un mayor protagonismo con la llegada del invierno.

RECOMENDACIONES

Una vez más, a los amantes de la montaña hay que solicitarles prudencia y precaución. Por ello, a la hora de realizar una salida por el Pirineo deben tenerse en cuenta una serie de consejos y sugerencias que recordamos:

- Escoger bien las excursiones. Elegir la zona adecuada. No sobrevalorar las fuerzas. Unirse a compañeros experimentados. Nunca se debe salir solo.

- Dejar dicho a donde se va y cuando se regresa, a la familia, a los amigos, a la Guardia Civil o en el ayuntamiento del último pueblo.

- Pensar que los cambios bruscos de tiempo son frecuentes en las montañas. Lo fácil se vuelve difícil y peligroso. En estos casos se debe desistir.

- Llevar siempre equipo suficiente. Saco de dormir, anorak y plumífero son casi imprescindibles.

- No tener prisa en las montañas ni llegar a la extenuación.

- En zonas fáciles también hay peligro: no se debe abandonar la seguridad. Son mejores los que mejor se aseguran. ¡ Atención al rapel !

- Cuando se alcanza la cima pensar que la excursión acaba en el valle. Hay que guardar fuerzas para el regreso.

Comentarios