La cultura y el turismo protagonizaron la cuarta parte de las preguntas debatidas esta legislatura en las Cortes de Aragón

La protección y restauración del patrimonio, la situación del teatro aragonés, la red de hospederías o Jaca 2010 fueron algunos de los debates más intensos

Una de cada cuatro preguntas parlamentarias que han sido planteadas en las Cortes de Aragón durante la primera mitad de esta legislatura se ha debatido en la Comisión de Cultura y Turismo, dato que refleja el puntual seguimiento que han realizado los diputados de este órgano sobre las actuaciones desarrolladas en el ámbito cultural y turístico por parte del Gobierno de Aragón.

En este sentido, las veinticinco reuniones mantenidas han servido para sustanciar doscientas setenta iniciativas de este tipo, cifra que supone, descontadas las preguntas de control al presidente y a los consejeros del Gobierno de Aragón, prácticamente el veinticinco por ciento del total, que se sitúa en 1.115.

No obstante, la actividad de la Comisión de Cultura no se limita, en cualquier caso, a este dato. Además la aprobación de la Ley de Relaciones con las Comunidades Aragonesas del Exterior, los parlamentarios aragoneses han debatido cuarenta proposiciones no de ley sobre las citadas materias, de las que se han aprobado veintisiete y se han rechazado ocho, además de cuatro interpelaciones.

El balance numérico de este órgano también incluye la tramitación de veintiséis solicitudes de comparecencia, de las que una veintena se concretaron, mientras que tres fueron retiradas y otras tres se encuentran todavía pendientes de celebrar. A pesar de que el grueso de presencias parlamentarias lo formaron los miembros del Departamento de Cultura, también fue significativa la presencia de colectivos profesionales.

Desde el punto de vista cualitativo, los diputados aragoneses que se han ocupado del ámbito cultural han abordado asuntos como la situación del teatro aragonés, de las artes audiovisuales o de las industrias culturales, sin olvidar planes como el de animación a la lectura o iniciativas en torno a la red de museos.

La protección y restauración del patrimonio cultural también tuvo una especial incidencia en los debates. Roda de Isábena, San Juan de Ruesta, Baños de Tiermas, San Victorián o Santa María de Casbas, por citar sólo algunos ejemplos, acapararon la atención de los parlamentarios, que tampoco dejaron a un lado actuaciones relacionadas con la arqueología, la paleontológica o los parques culturales.

Por último, el turismo y el deporte completaron el calendario de trabajo de la Comisión. En el primer apartado, se trataron asuntos como la red de hospederías o la de cámpings, mientras que, en el segundo, destacaron las intervenciones relacionadas con Jaca 2010 y con la promoción del deporte aragonés federado.

Comentarios