La producción de "aceite de orujo de oliva" es nula en la provincia de Huesca.

?Aceite de oliva? y ?aceite de oliva virgen? es el producto que sale de las almazaras aragonesas. El Servicio Aragonés de Salud quiere distinguir estas producciones de las que han sido objeto de inmovilización cautelar.

La inmovilización se ha producido respecto a partidas de aceite comercializadas bajo la denominación de ?aceite de orujo refinado y de oliva? y ?aceite de orujo de oliva?. El motivo, la posibilidad de que contengan hidrocarburos aromáticos policíclicos, sustancia de riesgo para la salud humana.

La aparición de estos hidrocarburos tiene lugar en el transcurso de determinados procedimientos tecnológicos en los que, tras el refinado del aceite obtenido a partir del orujo de la aceituna, se incorpora al aceite de oliva virgen para obtener una mezcla que se comercializa legalmente. Esta medida cautelar se mantendrá hasta que por los procedimientos analíticos adecuados se compruebe la inocuidad de estos productos.

El sector olivarero en la provincia de Huesca.

En Aragón, más del noventa por ciento del aceite de oliva que se produce es virgen de gran calidad. Esta Comunidad Autónoma cuenta con cincuenta y cinco mil hectáreas de superficie destinadas a olivos; la mayoría son de secano, sólo ocho mil cuentan con regadío. La adaptabilidad de este cultivo a diferentes tipos de suelo despierta el interés de los agricultores.

Las condiciones del suelo son esenciales a la hora de que una explotación sea exitosa en sus producciones. En algunas zonas de regadío, por ejemplo en el Flumen, la salinidad del terreno repercute negativamente en los olivos.

La calidad de la aceituna, y por tanto del aceite que podemos extraer de ésta, no se ve repercutida de forma negativa si utilizamos el regadío de forma adecuada. Sin embargo, la cantidad de producción aumenta de forma considerable.

El olivo tiene su origen en Siria y Líbano, extendiéndose posteriormente por el Egeo, Sicilia, Italia, Túnez, Norte de África, España y Portugal. Cultivo milenario que también se encuentra en estos momentos en una auténtica revolución. Estamos en los albores de una nueva etapa ya que las plantaciones adquieren la denominación de alta densidad. Con esta fórmula se consigue una importante reducción de los costes de recolección por medio de la mecanización.

Aragón produce aceite de oliva virgen de calidad, pero el verdadero problema es su comercialización. Es necesario obtener el valor añadido, diferenciar productos,... pero esto no siempre se consigue. Joya gastronómica, verdadero zumo de fruta,... hay que cuidar todos los pasos para garantizar la máxima calidad del producto.

Una de las zonas en el Alto Aragón en la que más abundan los olivos es el Somontano de Barbastro. En esta comarca se cultivan diversas variedades de aceituna: Empeltre, Verdeña y Negral. En la parte más oriental de la provincia, se cultiva una mayor cantidad de Arbequina. En otros muchos puntos del Alto Aragón también se está apostando por la plantación de olivos y la producción de aceite. Es creciente el número de almazaras, aunque éstas son de pequeñas dimensiones con menos de cinco trabajadores.

Comentarios